¿La Infanta Elena subasta en Sotheby’s una de sus joyas valorada en más de 200.000 euros?

Otra vez sale a subasta una pieza idéntica a otra que podemos encontrar en el joyero real español. ¿Se está desprendiendo la Familia Real de sus joyas?

La Intanta Elena y Jaime de Marichalar, en la boda de Federico de Dinamarca y Mary Donaldson
La Intanta Elena y Jaime de Marichalar, en la boda de Federico de Dinamarca y Mary DonaldsonGettyGetty

Una vez puede ser casualidad. Dos... ¿coincidencia? Pero esta es ya al menos la cuarta vez que en la última década sale a subasta una joya idéntica a la de la Familia Real española. En este caso, se trata de un brazalete de la firma Van Cleef & Arpels que podría tener un valor final de más de 200.000 euros.

Brazalete de rubíes y diamantes, a subasta en Sotheby's FOTO: Sotheby's Sotheby's

Como recoge Vanitatis, la casa de subastas Sotheby’s ha sacado a la venta esta espectacular pieza realizada en diamantes y rubíes. La pulsera se conoce al haber sido vista en la muñeca de la infanta Elena en 2004 en la boda de Federico de Dinamarca y Mary Donaldson. Muchos recordarán esa boda por el espectacular abrigo firmado por Christian Lacroix que lució la hermana mayor de Felipe VI, en un momento de su vida en el que era considerada una de las mujeres más elegantes del mundo. Aquella pieza, una versión fucsia de una creación del diseñador de Arlés de su colección de alta costura de la primavera verano 2004 es, junto con el vestido torero que le hizo Lorenzo Caprile, posiblemente dos de sus mejores estilismos y de los más recordados.

La Intanta Elena y Jaime de Marichalar, en la boda de Federico de Dinamarca y Mary Donaldson FOTO: Getty Getty

Como joyas aquel día, además del brazalete, la Duquesa de Lugo lució también la tiara que recibió por parte de los Marichalar y que todavía se discute si le sigue perteneciendo o habría devuelto a la familia, y un collar en forma de lazo con diamantes y rubíes. Uno idéntico se subastó por 280.000 euros de manera online por la casa Setdart hace unos años, por lo que quizás la infanta ya no conserve (excepto por los pendientes) ninguna de las joyas que adornaron aquel look.

Si nos detenemos un momento a hacer cálculos, y si se cumplen las expectativas de Sotheby’s, de ser de procedencia royal todas estas joyas sacadas a la venta, la familia real española podría haber ingresado una interesante cantidad de dinero en los últimos años. Hagamos cuentas: 200.000 euros (tirando por lo bajo) por este brazalete; 280.000 por el collar de Elena de Borbón y 63.000 euros por el collar idéntico de Mouawad que se subastó hace unas semanas (y que dimos en primicia) suman 543.000 euros, a los que podríamos añadir también los más de 70.000 euros del brazalete de Cartier de la Reina Letizia o los 30.000 del broche Sterle que al final no se vendió. Todo esto nos da más de 600.000 euros, una cifra que podría haber ingresado las cuentas de los Borbones españoles y por solo una parte de su colección de joyas.

Habrá que ver si estas coincidencias vuelven a darse en los próximos meses, ya que la Reina Sofía posee una amplia colección de joyas bastante desconocidas para el común de los españoles, olvidadas en parte porque la emérita ha optado en los últimos años por la discreción, aunque hay que recordar que, enlazando con el brazalete, también posee el famoso juego de los rubíes Niarchos. Esta creación de Van Cleef & Arpels no pertenece a las joyas de pasar y su precio en subasta posiblemente superaría el del total de las joyas anteriores. ¿Lo veremos algún día con el cartel de “se vende”?