Gente

Raffaella Carrà, la diva que nunca quiso un TOY BOY

Muy pocos hombres pueden presumir de haber conquistado el amor de la artista italiana

Raffaella Carrà
Raffaella CarràDANIEL DAL ZENNAROEFE

Muy pocos hombres pueden presumir de haber conquistado el amor de Raffaella Carrá. No creía en el matrimonio pero se unió en matrimonio dos veces, relaciones perdidas con el tiempo porque ella amaba demasiado su libertad. Y se desataba de las ataduras sentimentales al entender que ese amor se había transformado en una simple, pero profunda, amistad.

La italiana, fallecida este lunes, pocos días después de celebrar su setenta y ocho cumpleaños, se casó, y separó, dos veces, y murió sin descendencia. En una ocasión confesó que “no sé si logré cierta liberación femenina, pero creo que a las mujeres les he dado toda la energía y positividad que llevó dentro. Yo sí que pagué el precio de mi libertad”.

Raffaella Carrà y Alberto Sordi, bailando el "Tuca Tuca"
Raffaella Carrà y Alberto Sordi, bailando el "Tuca Tuca" FOTO: RAI

Dos maridos que se convirtieron en los grandes amores, finalmente frustrados, de su vida. El primero, Gianni Bompagnini, llegó a su vida tras separase de su primera mujer y siendo padre de tres hijas. Raffaella no estuvo por la labor de darle un cuarto. La cantante y presentadora justificó la ruptura con un simple “mi carrera en Latinoamérica y Europa acabó alejándonos”.

Sergio Japino, el segundo esposo, era su coreógrafo. También acabaron cada uno por su lado, pero él siguió siendo su mejor amigo, algo que confirmó Carrà con un “nos vemos siempre que podemos. El amor entre nosotros ha cambiado de forma, pero nunca va a morir”.

La cantante Rafaella Carrà posa en una fotografía, a 6 de julio de 1981, en Madrid, (España).
La cantante Rafaella Carrà posa en una fotografía, a 6 de julio de 1981, en Madrid, (España). FOTO: Europa Press Europa Press

Cuando la vinculaban a hombres mucho más jóvenes que ella, contestaba rotunda: “Nunca he salido con un toy boy”.