Gente

Ana Rosa Quintana, muy sonriente, reaparece en Las Ventas

La presentadora fue uno de los rostros protagonistas en esta décima novena corrida de la Feria

Sexto cartel de no hay billetes, sexta tarde de expectación máxima. No es para menos, este jueves se vivió el segundo de los tres días «dorados» de la Feria de San Isidro. Seis toros de la ganadería Juan Pedro Domecq para Morante de la Puebla, de estreno con color nazareno y azabache, su segundo paseíllo en Las Ventas que llegaba tras brillar en la entrega de los «Puerta del Príncipe», los trofeos taurinos que concede El Corte Inglés de Sevilla a los mejores de la Feria de Abril. Segunda tarde en la Monumental también para Juan Ortega, de verde esperanza y plata, y Pablo Aguado, vestido con el mismo traje de luces del año pasado; sevillanos todos. Jornada con un «color especial», que dirían Los del Río.

Una tarde marcada por el viento y los pitos entre el tendido, que estaba tan caldeado que incluso se vivió un momento de tensión cuando un espectador lanzó una almohadilla al ruedo. Varios rostros conocidos en la plaza; pero uno protagonista, el de Ana Rosa Quintana. La presentadora, que hace seis meses anunció su retirada temporal televisiva debido a su lucha contra el cáncer, acudió junto a la periodista Cristina Tárrega y juntas disfrutaron de la corrida desde el callejón del tendido 9. Sin duda, una alegría volver a ver a Ana Rosa sonreír, esperamos que pronto desde el plató de su programa matinal. El cantante argentino Andrés Calamaro repitió, también desde el callejón. Glamour en el tendido gracias a la presencia de Carmen Lomana, vestida de un negro riguroso, en su primera tarde en la Feria.

MADRID, 26/05/2022.-,La periodista Ana Rosa Quintana (i), durante la corrida de la Feria de San Isidro, este jueves en la Plaza de Toros de Las Ventas.- EFE/Kiko Huesca
MADRID, 26/05/2022.-,La periodista Ana Rosa Quintana (i), durante la corrida de la Feria de San Isidro, este jueves en la Plaza de Toros de Las Ventas.- EFE/Kiko Huesca FOTO: Kiko Huesca EFE

En esta décima novena corrida de la feria tampoco podían faltar la ex política Cristina Cifuentes, el diputado de la Asamblea de Madrid, Enrique López y el alcalde de Albacete, Emilio Sáez. También Agustín Díaz Yanes, director de cine e hijo del banderillero Agustín Díaz «Michelín», que se encuentra inmerso en varios proyectos pero sacó un hueco porque no quiso perderse los toros desde el callejón.

Vimos por primer día a Silvia Paternalista, socia de Freshields y María Presedo, letrada del Consejo de Estado; ambas «morantistas» de pro. Los periodistas Antonio Lucas, Fernando Sánchez Dragó, Alfonso Santiago y Andrés Sánchez Magro, con su ya característico sombrero, fueron otros de los rostros reconocibles entre el gentío. El restaurador de La Giralda y antiguo novillero, Carmelo Espinosa, y el empresario del restaurante Commodore, Juan Ramos tampoco quisieron perderse esta tarde con sabor agridulce.