Gente

Kendall Jenner parodia su propio vídeo viral, disfrazada de rodaja de pepino

La modelo se ríe de sí misma, después de haber divertido mucho a la web con su forma de cortar pepino

Kendall Jenner, en la fiesta de Vanity Fair, tras los Oscar 2022
Kendall Jenner, en la fiesta de Vanity Fair, tras los Oscar 2022 FOTO: Evan Agostini Evan Agostini/Invision/AP

La modelo demuestra que sabe reírse de sí misma, con un disfraz que dista mucho de ser sexy. El pasado 12 de mayo, Kendall Jenner desató la hilaridad de sus seguidores al probar suerte en la cocina en un episodio de “Las Kardashians”, serie que sigue el día a día del clan más famoso de la televisión estadounidense. La top model de 26 años quería preparse una merienda a base de pepino pero cortó la verdura en una postura tan incómoda, que los espectadores no tardaron en comentar la cómica escena.

Unos meses después, la modelo, que se había reído de esta secuencia, volvió a demostrar autoburla al compartir un nuevo video en su cuenta de Instagram. Con motivo de la fiesta de Halloween, Kendall Jenner compartió con sus fans uno de sus disfraces… una rodaja de pepino. “Voy a repartir frutas y verduras esta noche”, bromeó. Un disfraz muy realista, complementado con un cuchillo de cocina falso, medias verdes y una sombra de ojos brillante.

“Hilarante”, “icónico”, “fabuloso”… son algunos de los calificativos que ha provocado la publicación. “Kendall, ¿sabes cómo cortar un pepino ahora?”, le llega incluso a preguntar un seguidor. La hermana mayor de Kylie Jenner también publicó un video del disfraz en su cuenta de Tik Tok.

Si la idea del pepino parece haber divertido mucho a la web, su primer disfraz, presentado el sábado 29 de octubre en Instagram, revolvió a algunos de sus fans. Kendall Jenner había optado por meterse en la piel de Jessie, un juguete con forma de vaquera visto en Toy Story. Reinterpretando el look a su manera, ha llevado una camiseta corta que deja al descubierto sus abdominales y unos vaqueros recortados como bragas que dejan al descubierto su trasero. “¿Por qué sexualizar un juguete para niños?”, denunciaron varios usuarios.