06-03-2021
El teletrabajo, los confinamientos perimetrales y el cierre de gimnasios y centros deportivos, entre muchas otras limitaciones, han provocado que las personas se muevan mucho menos y aparezcan molestos dolores de espalda.
Hacer ejercicio físico es bueno para la salud, incluyendo la salud reproductiva, siempre que su práctica sea razonable.
El cardenal arzobispo Juan José Omella
El Papa Francisco se encuentra con el Gran Ayatola Ali AL Sistani
Ángel Cruz, padre de Gabriel, junto a Ana Julia Quezada, en un acto en apoyo a los familiares del niño. EFE/Chema Artero
Compañeros del fallecido en la puerta del hospital de Alcalá de Henares
Colas para vacunarse en Nueva York
Marina Díez, con sus amigas