MENÚ
domingo 22 septiembre 2019
04:19
Actualizado

La Junta Electoral prohíbe los actos de homenaje a Franco y Falange el 20-N

El mismo día de las elecciones sí habrá una misa en el Valle de los Caídos

  • Misa celebrada en la basílica del Valle de los Caídos, punto de encuentro para los nostálgicos del régimen
    Misa celebrada en la basílica del Valle de los Caídos, punto de encuentro para los nostálgicos del régimen

Tiempo de lectura 2 min.

15 de noviembre de 2011. 02:58h

Comentada
15/11/2011

MADRID-La ¿casual? fecha elegida para la cita con las urnas, el emblemático 20-N, impedirá que los nostálgicos de otros tiempos puedan celebrar su tradicional homenaje de cada año. La Junta Electoral Provincial de Madrid ha prohibido los tradicionales actos en memoria de Francisco Franco y del fundador de la Falange, José Antonio Primo de Rivera, por su coincidencia con la celebración de elecciones generales y la jornada de reflexión el día anterior, durante la que no se puede realizar ningún tipo de acto electoral. De esta forma, las diferentes asociaciones y colectivos que cada año convocan a los ciudadanos el 20 de noviembre a concentrarse en la madrileña Plaza de Oriente en recuerdo de Franco y Primo de Rivera se han visto obligados a posponer la jornada de homenaje una semana y trasladar el llamamiento al día 27.

Sin embargo, el mismo día de las elecciones sí tendrá lugar   una misa conventual en la basílica del Valle de los Caídos a la que está prevista la asistencia de la hija del antiguo jefe de Estado, Carmen Franco Polo, informa Ep.

Precisamente este lugar volverá a ser blanco de la crítica de quienes abogan por su desaparición. Esta vez son colectivos antifascistas los que han convocado una concentración en Cuelgamuros el sábado 19 «para denunciar la falta de espíritu democrático de las autoridades y su miedo a actuar de forma contundente y clara en el Valle de los Caídos, el único monumento de exaltación del fascismo que queda en Europa».

Para Pedro Cerracín, abogado de la Asociación para la Defensa del Valle de los Caídos, la prohibición «infringe el derecho de igualdad ante la Ley del artículo 14, el derecho de libertad ideológica del 16 y el derecho de libertad de reunión del 21 de la Constitución». En su opinión, «si es motivo para que se manifiesten quienes quieren homenajear a Franco, también debe serlo para los grupos de extrema izquierda que sí se manifestarán el día 19. Y sólo hay que remontarse a 2004, cuando se produjeron las manifestaciones en jornada de reflexión». En la misma dirección apunta Luis Felipe Utrera, vicepresidente de la Fundación Nacional Francisco Franco, quien dice comprender «que no es el día más indicado para que la gente se manifieste. Para nosotros esta fecha tiene mucho significado y no debería sacarse ningún rédito político».

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, restó   importancia a la coincidencia con el aniversario de la muerte de   Franco cuando anunció el adelanto electoral – «para mí es una fecha más», aseguró–, y justificó la elección en que permitía que haya un nuevo Gobierno el 1 de enero, aprobar leyes pendientes en septiembre y sortear el puente festivo de principios de noviembre en la campaña electoral. Su decisión ha sido muy criticada por quienes han visto en ella un gesto a la galería dentro de su particular cruzada por la Memoria Histórica.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs