MENÚ
martes 21 mayo 2019
06:05
Actualizado

El actor, protagoniza la trama de «Mud», de Jeff Nichols

McConaughey salvaje en Cannes

Haneke y Carax, favoritos para la Palma de Oro en una flojísima edición

  • McConaughey salvaje en Cannes

Tiempo de lectura 4 min.

27 de mayo de 2012. 01:57h

Comentada
27/5/2012

En un mundo sin ideas preconcebidas, sin apriorismos prejuiciosos, «Mud», de Jeff Nichols, podría estar en el palmarés de Cannes. Sin embargo, es bien sabido que el presidente del jurado, Nanni Moretti, no siente demasiada simpatía por el cine americano. A estas alturas, las cartas están echadas: en una de las ediciones más débiles que este cronista alcanza a recordar, Haneke parte como favorito para la Palma de Oro. El único inconveniente es que se la llevó hace dos años por «La cinta blanca». Le siguen de cerca «Beyond the Hills», del rumano Cristian Mungiu y «De Rouille et d'Os», de Jacques Audiard. Sería fantástico que Leos Carax la ganara por «Holy Motors», aunque sería una decisión tan kamikaze como la propia película. No hay mucho donde escoger, la verdad.

Historia de iniciación adulta
Cannes tiene la costumbre de apostar por nuevos valores descubiertos en secciones paralelas. El año pasado la magnífica «Take Shelter» causó sensación en la Semana de la Crítica, al menos tanta como este año la española «Aquí y allá», que ha obtenido el Premio de esta sección. No es extraño, pues, que el director artístico del festival, Thierry Frémaux, haya recompensado a Jeff Nichols ofreciéndole la oportunidad de cerrar la competición con «Mud». Sobre el papel, una clásica historia de iniciación a la edad adulta; en la práctica un relato de aventuras a lo Mark Twain que nunca traiciona la mirada que lo genera, la de un adolescente de catorce años, Ellis, que proyecta en un moderno Robinson Crusoe sus ansias de una figura paterna sólida e idealizada.  Lo que siente Mud (Matthew McConaughey) por Juniper (Reese Witherspoon) es ese amor auténtico que Jules no puede detectar en sus padres, que se están separando. Es un amor no del todo correspondido, y Ellis «busca desesperadamente cómo hacer para que el amor funcione», explicó Nichols. Mud vive en estado salvaje, en pleno contacto con la Naturaleza, esperando el momento para reunirse con su amada, cuando encuentra por casualidad a dos cómplices imberbes que le salvarán la vida. Nichols respeta a rajatabla el punto de vista que escoge para contar la historia, y esa mirada, entre lúcida y romántica, del adolescente rebelde conserva la sensibilidad con que Rob Reiner dirigió «Cuenta conmigo» o Twain escribió «Las aventuras de Huckleberry Finn».
Al contrario que «Take Shelter», «Mud» es una película luminosa. No importa lo doloroso que resulta el aprendizaje del amor para Ellis, ni que su mito acabe decepcionándole. Es muy conmovedor ver una película protagonizada por personas que se ayudan mutuamente, contagiándose de una Naturaleza que late y respira a su mismo ritmo. La armonía de «Mud» contrastaba con los excesos grotescos de «The Taste of Money», de Im Sang-soo, un melodrama pseudocriminal situado en una sociedad corrupta hasta la médula. El cineasta coreano se desliza sobre las sensuales curvas de la economía global para demostrar que la erótica del poder financiero sigue haciendo estragos en los países desarrollados. Una lástima que el resultado sea torpe, ridículo y redundante: pocas horas antes de su proyección «Cosmópolis» trataba con similar materia prima con mejor fortuna.


México, un país de cine
El director mexicano Michel Franco recibió ayer el premio «Una cierta mirada» con «Después de Lucía», filme que trata de un acoso escolar y que logró encandilar al público del certamen, a pesar de que el público mexicano «es el mío natural», según reconoció Franco. «Yo no pienso: voy a hacer arte», manifestó el director ayer. Para el director del jurado, Tim Roth, la cinta «es una obra maestra». «México da siempre de qué hablar, no es solo en cine, en muchísimos ámbitos, es un país importante en todos los sentidos, relevante a nivel mundial y esta es otra muestra de lo mismo», dijo el realizador, que coincidió con otro mexicano ilustre, el actor Gael García Bernal que se mostró visiblemente emocionado ante la Prensa.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs
Política USA by José María Peredo
Europas