MENÚ
viernes 23 agosto 2019
00:53
Actualizado

También acusa a la prensa sensacionalista de imitar a «El Código Da Vinci»

Bertone advierte de que «la mano del diablo está detrás de "Vatileaks"»

  • Bertone advierte de que «la mano del diablo está detrás de "Vatileaks"»

Tiempo de lectura 4 min.

18 de junio de 2012. 22:45h

Comentada
19/6/2012

CIUDAD DEL VATICANO- El secretario de Estado vaticano, el cardenal Tarcisio Bertone, ha dicho en voz alta lo que muchos piensan en la Curia romana: durante el escándalo por las filtraciones de documentos confidenciales algunos periodistas «están jugando a hacer imitaciones de Dan Brown».

El cardenal Bertone se acordó del autor de títulos como «El código Da Vinci» o «Ángeles y demonios», que tanta fama y dineros le dieron vertiendo falacias sobre la Iglesia católica, al analizar el caso «Vatileaks» en una entrevista con el semanario italiano «Familia Cristiana».
«Se inventan fábulas y leyendas. Todo es falso y la verdad es que hay una voluntad de dividir que viene del Diablo», denunció el «número dos» de la jerarquía vaticana. Aseguró además que, en estos momentos, «la unidad en torno al Papa es fundamental», pues «da fuerza al trabajo de la Iglesia».

Respecto a la posible participación de algún cardenal en el escándalo de las filtraciones, como ha especulado la Prensa italiana, Bertone aseguró que no tiene ninguna información de que haya purpurados implicados y rechazó que existan «luchas entre personalidades eclesiásticas» para la conquista de un poder que calificó como «irreal».

Como había hecho ya en una entrevista en «L'Osservatore Romano» el arzobispo Angelo Becciu, sustituto de la Secretaría de Estado, Bertone denunció que el robo de la correspondencia de Benedicto XVI supone una violación de su intimidad. «La publicación de una multitud de documentos enviados al Santo Padre por personas que tienen el derecho a la privacidad, constituye un acto inmoral de gravedad inaudita. Es una violación de un derecho reconocido explícitamente por la Constitución italiana», recordó. El secretario de Estado ha sido el objetivo de la mayor parte de los documentos filtrados, donde se intenta desacreditarle.
Bertone reconoció que se encuentra en el «centro de la refriega» y dijo que vive esta situación «con dolor», aunque confortado porque siente de forma constante a su lado «a la Iglesia real».
El Papa, informó el religioso, está «triste y dolido» por la traición de su mayordomo, Paolo Gabriele, hasta ahora el único acusado en el caso «Vatileaks». «Nos ha pedido varias veces, de manera afligida, una explicación sobre el gesto de Gabriele, al que ama como a un hijo», señaló.
Se espera que en los próximos días haya novedades sobre la investigación de las filtraciones. El portavoz vaticano, Federico Lombardi, anunció ayer que la comisión cardenalicia creada por Benedicto XVI para esclarecer lo sucedido, cuya presidencia recae en el pupurado español Julian Herranz, ha interrogado ya a 23 personas, tanto laicas como religiosas. Una de ellas ha sido Gabriele

 

España se presenta al papa
Eduardo Gutiérrez Sáenz de Buruaga, nuevo embajador de España ante la Santa Sede, presentó ayer sus cartas credenciales a Benedicto XVI, con quien departió durante alrededor de diez minutos en un ambiente muy cordial. A continuación, mantuvo una entrevista con el secretario de Estado, el cardenal Tarcisio Bertone. Gutiérrez Sáenz de Buruaga, quien ha pasado por las legaciones diplomáticas españolas en Sudán, Uruguay y México, sustituye en el cargo a María Jesús Figa López- Palop, que llegó a Roma en abril de 2011.

Últimas noticias