MENÚ
martes 15 octubre 2019
01:57
Actualizado

Lluís Homar, José María Pou, Concha Velasco y Maribel Verdú dan brillo a la «Hélade»

Elenco de lujo para la apertura del Festival de Mérida

Jesús Cimarro reúne en la 58 edición un plantel de rostros famosos, con Ana Belén, Natalia Millán y El Brujo

  • Elenco de lujo para la apertura del Festival de Mérida
Mérida.

Tiempo de lectura 4 min.

18 de mayo de 2012. 19:26h

Comentada
Mérida. 18/5/2012

De la 58 edición del Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida quedaba en teoría poco por saber. No hace mucho se había anunciado que el empresario teatral Jesús Cimarro había sido el elegido por el Patronato para tomar las riendas del certamen, como gestor y director, y se habían anunciado en el mismo día los seis títulos y sus respectivos directores que formarían la programación de las ocho semanas. Pero Cimarro se guardó hasta ahora la traca final: los repartos. Y no dejarán indiferentes a los amantes del teatro.

La apertura del certamen, del 5 al 8 de julio, tiene ya una equis marcada en muchas agendas: la "Hélade" que dirigirá Joan Ollé reunirá en escena a Lluís Homar, José María Pou, Maribel Verdú y Concha Velasco, acompañadas por los músicos Ara Malikian y Toti Soler. "Anfitrión" (del 11 al 15 de julio) les sigue con más nombres: además del debut en Mérida de un veterano director, Juan Carlos Pérez de la Fuente -"estoy emocionado por Juan Carlos, que no había trabajado aquí", asegura Cimarro-, el texto de Plauto llevará al Teatro Romano a Roberto Álvarez, Juanjo Cucalón, Patxi Freytez, Jorge Roelas, Natalia Millán y María Felices.


"No ha sido fácil. Hemos intentado que aquí hubiera actores y actrices solventes en cada uno de los repartos", explica Cimarro a LA RAZÓN. Podría decirse sin duda que lo ha conseguido en los espectáculos que siguen, con Ana Belén, Julieta Serrano, Carlos Álvarez Novoa y Fran Perea, entre otros, en "Electra", de Eurípides, que dirigirá José Carlos Plaza (del 20 al 22 y del 24 al 29).

O con El Brujo, en solitario como ya es habitual, que se meterá en la piel de Ulises, Telémaco, Penélope y todos los demás protagonistas de "La Odisea" (del 1 al 5 de agosto y del 8 al 12). Es el cuarto espectáculo en el que Cimarro colabora con El Brujo: "Aquí en Mérida, en 1995 o 1996, El Brujo era una locura: abarrotamos, el público bramaba. Es muy querido en Extremadura y en el Festival", recuerda el director.

Pero los tiempos han cambiado desde aquellas noches de gloria. "Hay que sacar adelante este festival, esté quien esté dirigiéndolo", prosigue el nuevo responsable, en referencia a los problemas por los que ha atravesado el certamen, que ha llegado a acumular una deuda de 3,5 millones y ha dejado sueldos sin pagar a diversos artistas de las pasadas ediciones. El agujero contable causado por anteriores direcciones propició, tras pilotar la nave tan sólo un año, la salida de Blanca Portillo en 2011. "Es un periodo difícil, por eso estamos preparando paquetes con tour-operadores para que la gente de fuera pueda venir aquí. Estamos llegando a acuerdos con la línea aerea que opera entre Madrid, Barcelona, Málaga y Badajoz para que, con unos precios muy asequibles, se pueda llegar a Mérida, y también estamos haciendo paquetes de entradas y viaje".

Tienen claro, asegura, que Mérida "es un festival de España, ése es el concepto que quiero transmitir. Es un certamen que tiene un público cautivo, el extremeño, lógicamente, porque está aquí y es su festival, pero es también de España y hay que permitir a los espectadores que puedan venir. Y sobre todo, hay que mostrar espectáculos atractivos que puedan interesar".


Por eso, la programación sigue ya metidos en agosto con "Bacantes", de Eurípides, cuyo reparto encabezarán Marcial Álvarez, Domingo Cruz y Paca Velardiez, dirigidos por Carlos Álvarez Ossorio (del 16 al 19); y se cierra con "Áyax", un texto de Sófocles dirigido por Denis Rafter que tendrá en escena a José Viente Moirón, Daniel Holguín, Isabel Sánchez, Elena Sánchez y Juan Antonio Lumbreras, entre otros. "He intentado que haya equipos artísticos potentes, solventes, que trabajen en cada espectáculo", prosigue Cimarro.


La clave es "mucho esfuerzo por parte del Patronato del Festival y de mi empresa, que asumimos el posible déficit en el caso de producirse... que esperemos que no. Ojalá el público asista a las representaciones. Por eso hemos hecho un programa atractivo y, a mi modo de ver, que guarda las esencias de la línea grecoromana del festival".


Pentación, la productora de Cimarro, asume ese riesgo de la taquilla: un millón de euros previsto, aproximadamente. Otros 2,6 los aportan diferentes entidades públicas, sobre todo la Junta de Extremadura, seguido del Ministerio de Educación, Cultur y Deporte, las Diputaciones de Badajoz y Cáceres, el Ayuntamiento y varias cajas de ahorro, más algo de patrocinio privado. El director aclara: "El Festival no se ha privatizado: se han externalizado la gestión y la dirección, pero sigue siendo un certamen de las instituciones públicas y las directrices las ha marcado el Patronato". En ese sentido, explica, el cambio es que "yo sí tengo que mirar por que el público llene las gradas del Teatro Romano para que salgan los números. Eso no significa que vaya a dar cualquier cosa: voy a intentar ofrecer calidad, rigor, profesionalidad, que los elencos y los espectáculos estén acabados y bien hechos". Las entradas pueden ya adquirirse en entradas.com, y hay paquetes de viaje en Renfe y en la aerolínea Elite.


El certamen contará con actividades como un ciclo de conferencias en el Museo Nacional de Arte Romano (del 12 al 21 de julio), pasacalles y talleres con compañías de la tierra -"la profesión extremeña está muy representada", asegura Cimarro- y, sobre todo, este año se incorpora el Foro de Festivales, un encuentro al que se invitará a representantes de otros importantes certámenes teatrales para debatir y compartir experiencias. Los más importantes españoles ya están confirmados, asegura el director, y se espera la presencia de directores de algunas de las principales citas extranjeras.
 

Últimas noticias