MENÚ
martes 19 marzo 2019
21:04
Actualizado

El acuerdo con el PNV tiene letra pequeña

Tiempo de lectura 2 min.

23 de septiembre de 2010. 22:11h

Comentada
23/9/2010

El acuerdo presupuestario entre el Gobierno y el PNV tiene letra pequeña. Después de los 472 millones de las políticas activas de empleo, el Ejecutivo ha pactado con el PNV que gobierne la lista más votada en las elecciones municipales y forales. La consecuencia casi automática es que el nacionalismo mantendrá el control de las diputaciones de Vizcaya y Guipúzcoa y, por ende, de la recaudación y del dinero. La duda es si se respetará también en la diputación de Álava, donde el PP es la primera fuerza.



La subida de la luz apaga el pacto con el PP
El pacto energético del Gobierno con el PP ha quedado roto tras aprobarse una subida del 4,8% de la tarifa eléctrica en octubre. Es lamentable que, en una cuestión tan importante para los consumidores, el Gobierno ponga tan poco interés en pactar con el PP, mientras que es capaz de llegar a acuerdos inverosímiles y onerosos con los nacionalistas.



Juego sucio en la guerra de los avales
Todo vale en la guerra de los avales que se han declarado Tomás Gómez y Trinidad Jiménez, incluidos la triquiñuela y el juego sucio. Así se explica que la Comisión regional de Garantías Electorales, controlada por Gómez, haya anulado más de 700 avales de Jiménez, con lo cual su adversario le supera en más de 800. Buena parte de las anulaciones obedecen a defectos muy menores y discutibles, de ahí que Jiménez confíe en recuperarlos en la Comisión Federal. ¿Quién hablaba de pucherazo?

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs