La Autónoma a examen

La Razón
La RazónLa Razón

Ferran Sancho / análisis económico
«Las tasas no deben ser un peaje para las familias»


 ¿Cuál es su estrategia para acabar con el déficit de la UAB?
– Debe ser dual. Externamente, tenemos necesidad de un pacto de financiación con la Generalitat para garantizar la solvencia y estabilidad financieras, y saldar la deuda histórica contraída por la Generalitat. Internamente, rigor en la gestión presupuestaria, captación de nuevos ingresos y reasignación de prioridades.
– ¿Qué papel debe asumir el Govern en la gestión?
– Gozamos de autonomía universitaria reconocida explícitamente en el marco legal vigente. El ejercicio de la autonomía excluye cualquier intervencionismo externo.
– ¿Cómo conservar la autonomía universitaria?
– La autonomía se conserva ejerciéndola. Los instrumentos de acción son un gobierno transparente y dialogante, respetuoso con la comunidad universitaria, y una gestión rigurosa en lo económico diseñada con visión estratégica a medio y largo plazo.
– ¿Se deben subir más las tasas o hay otras vías para luchar contra el déficit?
– Las tasas no han de ser un peaje adicional al actual sistema impositivo cuya fiscalidad recae fuerte y desproporcionadamente sobre las familias. Las tasas no han de ser un elemento recaudatorio y no puede concebirse un sistema de tasas separado y al margen de un sistema de becas. Entendemos la educación superior como un bien público esencial.
– ¿Cómo acercará posiciones con los trabajadores, especialmente con el PAS y el PDI?
– El diálogo franco, sincero y respetuoso es la mejor fuente de complicidad entre todos los miembros de la comunidad universitaria. Ejerceremos una acción de gobierno participativa que incentive la corresponsabilidad de todos.
 

Marga Arboix / Farmacología
«Hay que potenciar los convenios con empresas»


¿Cuál es su estrategia para acabar con el déficit de la UAB?
– Conseguiremos un presupuesto equilibrado, no solo con la aportación de administraciones públicas, sino incrementado la financiación externa, potenciando la formación continuada y convenios de colaboración con empresas.
– ¿Qué papel debe asumir el Govern en la gestión del centro?
– Estoy en contra de la figura del interventor fiscal. La autonomía universitaria es una garantía institucional. La Generalitat ha de velar por que esta autonomía sea real, lo que implica dotar a la Universidad de los fondos necesarios para garantizar un funcionamiento básico de calidad.
– ¿Cómo conservar la autonomía universitaria?
– Creemos que la autonomía universitaria, vinculada a la rendición de cuentas, es la mejor estrategia. La UAB tiene suficiente capacidad y responsabilidad para tomar sus decisiones dentro de los márgenes legales.
– ¿Se deben subir más las tasas o hay otras vías para luchar contra el déficit?
– Si no hay una política que permita garantizar el acceso en igualdad de condiciones, la subida de tasas es una medida antisocial, discriminatoria y probablemente ineficaz porque no implicará una mayor recaudación. Un aumento de tasas que tenga en cuenta de forma escalonada la renta familiar y que vaya acompañado de una buena política de becas podría ser una política aceptable.
– ¿Cómo acercará posiciones con los trabajadores, especialmente con el PAS y el PDI?
– Con el diálogo, el consenso y utilizando la total transparencia y teniendo en cuenta en todo momento la opinión de los agentes sociales y del conjunto de la comunidad universitaria.

 

Joaquim Coll / Medicina
«Debemos aumentar becas y avanzar en ciencia»


 ¿Cuál es su estrategia para acabar con el déficit de la UAB?
– Plan a medio plazo de contención del gasto e incremento de las ingresos, consensuado con los agentes sociales de la UAB, negociado con el Consejo Social y con la Generalitat.
– ¿Qué papel debe asumir el Govern en la gestión? ¿Está de acuerdo con la figura de un interventor?
– La Generalitat ya dispone de suficientes mecanismos para controlar los organismos públicos que dependen de ella. Se debe de mantener la autonomía que define a las universidades como un lugar de creación y transmisión del conocimiento. La figura de un interventor fiscal no ayudará a desarrollar esta función.
– ¿Cómo conservar la autonomía universitaria?
– Con una gestión plenamente transparente, previamente consensuada. Visualizar a la sociedad de manera inequívoca que su dinero público invertido repercute realmente en la formación de futuros profesionales e investigadores, avanzando en la creación de ciencia y transmitiendo el conocimiento .
– ¿Se deben subir más las tasas o hay otras vías para luchar contra el déficit?
– En un momento en que el grave problema del paro acontece de forma muy prevalente en la juventud, no parece adecuado repercutir sobre este colectivo más aportación económica. Se debe de aumentar mucho más la política de becas.
– ¿Cómo acercará posiciones con los trabajadores, especialmente con el PAS y el PDI?
– Con diálogo constante tanta personal como colectivo. Articular líneas claras y permanentes de encuentros con las organizaciones sindicales y sociales que representan a los trabajadores y a los estudiantes.


Pere Solà /Historia de la Educación
«La universidad necesita auditorías y controles»


¿Cuál es su estrategia para acabar con el déficit de la UAB?
– El núcleo público de la universidad se ha puesto al servicio de intereses privados que, con la excusa de la excelencia y la eficiencia, tienen su razón de ser en la maximización del lucro privado frente el servicio público. Hay que revertir este flujo de recursos hacia su núcleo público.
– ¿Qué papel debe asumir el Govern en la gestión?
– Toda universidad funciona con dinero público. Las instancias democráticas tienen el deber de controlar su correcta utilización. Pero esto no tiene nada que ver con un intervencionismo excesivo legal, político o fiscal.
– ¿Está de acuerdo con la figura de un interventor fiscal?
– No sería bueno que una figura externa controlara los presupuestos de la UAB. Una intervención así indicaría una situación extrema de fracaso no sólo de la UAB, sino de una sociedad democrática, cuyo gobierno no sólo le debe 50 millones euros sino que le sigue regateando recursos.
– ¿Cómo conservar la autonomía universitaria?
– Simplemente ejerciéndola, de verdad y no obrando con espíritu seguidista y burocrático.
– ¿Se deben subir más las tasas o hay otras vías para luchar contra el déficit?
– Promoveremos auditorías y controles para descubrir el origen, la naturaleza, de las deudas y actuar en consecuencia.
– ¿Cómo acercará posiciones con los trabajadores, especialmente con el PAS y el PDI?
– El diálogo y colaboración entre docentes, investigadores, estudiantes y PAS es vital y decisivo. La nueva UAB la haremos entre todos o no tendrá carácter ni autonomía. No hay que olvidar que estamos al servicio de los estudiantes.