MENÚ
jueves 22 agosto 2019
16:01
Actualizado

El ministro asistirá a la misa de Cuatro Vientos

Blanco admite que la JMJ no supondrá un gasto para el Estado

El ministro de Fomento y portavoz del Gobierno, José Blanco, irá a la misa de Cuatro Vientos. Una cuestión que no le «incomoda», según dijo, como podría ocurrirles a otros miembros del Gobierno, después de manifestarse abiertamente creyente. No obstante, también defiendió el derecho de los que se manifiestan en contra de la visita del Santo Padre.

  • DESCARGUE EL GRÁFICO COMPLETO EN CONTENIDOS RELACIONADOS
    DESCARGUE EL GRÁFICO COMPLETO EN CONTENIDOS RELACIONADOS
Madrid.

Tiempo de lectura 2 min.

15 de agosto de 2011. 23:30h

Comentada
Madrid. 16/8/2011

Blanco hizo balance y calificó ayer de «positiva» la celebración de la JMJ al entender que se trata de un evento «bueno» para los católicos y «también bueno» para la economía española. De hecho, ayer quiso despejar dudas sobre esta cuestión y aclaró que «es verdad que acarreará algunos gastos, pero también importantes ingresos y, al final, ponderando ambos, no supondrá un gasto para el Estado», subrayó. Incluso admitió que el evento se ha organizado «de manera austera», pero dejó claro que no se respoque no se responsabilizará de la actuación de otras administraciones públicas. Blanco agregó que el Ejecutivo «cumplirá con su deber» durante la visita a Madrid del Sumo Pontífice. De esta manera el Gobierno reconoce lo que durante el último año ha defendido la organización de la JMJ. «Este acto no le cuesta ni un euro al contribuyente», ha reiterado una y otra vez el director financiero del evento, Fernando Giménez-Barriocanal que estima en 100 millones de euros el beneficio que dejará en España el paso de los peregrinos.

En cualquier caso, reclamó ayer una vez más «coherencia» a la hora de respetar las creencias de todo el mundo, en alusión a las posibles protestas contra la celebración de la Jornada Mundial de la Juventud: «Yo también entiendo que aquellos que quieran manifestarse en contra de la visita y por el gasto, tienen derecho a poder hacerlo y el Gobierno tiene la obligación de garantizarlo», ha añadido.

José Blanco no sólo asistirá como católico a la misa de clausura que se celebrará en el aeródromo de Cuatro Vientos, sino que además ejercerá su «responsabilidad» como miembro del Gobierno, aseguró. Por otro lado, dejó claro que no habrá una presencia determinada de los miembros del Ejecutivo en cada acto, pero si ha recordado que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se reunirá con Benedicto XVI.

En cuanto a la ley del aborto, Blanco precisó queBenedicto XVI puede opinar sobre ello, aunque ha recordado que esta ley «no obliga» a interrumpir el embarazo a los católicos.
 

Últimas noticias