Entre el terror y la comedia

Festival de Sitges«Intruders», de Juan Carlos Fresnadillo, con Clive Owen y Pilar López de Ayala. «Lobos de Arga», de Juan Martínez Moreno, con Carlos Areces y Gorka Otxoa.

El equipo de «Lobos de Arga»

Barullo típico de este Festival de Sitges en su segundo día ante el montón de películas, montón de secciones y la imposibilidad metafísica de estar en dos salas distintas, viendo a la vez diferentes películas. Algunas resulta extraño que se programen el mismo día de su estreno. Es el caso de «Intruders», el último trabajo de Juan Carlos Fresnadillo, que pasó por Sitges de la mano de su director tras abrir la reciente edición del Festival de San Sebastián.
«Intruders» enlaza dos tramas diferentes. Por una parte, en Londres, un padre (Clive Owen) se ve incapaz de proteger a su joven hija de visiones y pesadillas que tiene cada noche, todas relacionadas con un monstruo sin rostro que se esconde en un armario de su habitación. Luego, en España, el pequeño Juan sueña con un desconocido que entra en su casa, sin que su desesperada madre (Pilar López de Ayala), pueda hacer nada por evitarlo.

 A concurso, en el Festival estuvo otra película española, es decir una de esas pagadas varias veces por nosotros a través de nuestros impuestos. No es justo criticar negativamente todo lo vinculado con esta película sin saber la identidad de aquellos que, desde distintas oficinas públicas, firmaron las ayudas otorgadas a esta producción. Por otra parte, esta película, escrita y dirigida por Juan Martínez Moreno nos traslada hasta un pueblucho perdido en la ruta del Camino de Santiago. Se trata de Arga donde en 1910 una terrible maldición recae sobre la peculiar marquesa de Mariño y su hijo. Este último se convierte en hombre lobo con motivo de su décimo aniversario. Pasado un siglo, uno de los descendientes de los Mariño, el escritor fracasado Tomás, vuelve a Arga pensando que lo convertirán en hijo adoptivo de la villa. En realidad, los vecinos del pueblo quieren sacrificarlo para acabar con el maleficio.

La película basa su humor fundamentalmente en los diálogos, pero el realizador parece no saber contar la historia. Pero el resultado final no se salva ni aunque se incorporen nuevas escenas en la edición en DVD o en Blue-Ray con comentarios del director. En el reparto se cuentan algunos de los actores más televisivos de la comedia española, como Carlos Areces y Gorka Otxoa.

Para hoy se espera la llegada de la tropa de Jaume Balagueró que presentará en Sitges su muy esperada «Mientras duermes». Balagueró demuestra que sigue siendo fiel a su cita con este certamen de cine fantástico.
 

Una obra de teatro con robots reales
Dentro de la programación del Festival de Sitges, Gas Natural Fenosa presentó el jueves y el viernes un sorprendente montaje teatral. Se trata de una obra futurista e innovadora de la compañía suiza Les voyages extraordinaires. La producción fusiona tecnología y cultura, para explorar la cooperación entre ellos y avanzar en la programación robótica. El guión de la pieza teatral versa, en clave de humor, sobre la ayuda que los robots llegarán a prestarnos en el futuro en el ámbito del hogar. Una de las más soprendentes particularidades del montaje es la de poder contar con robots reales en escena que han intereactuado con los actores, algo que ha podido comprobar el público de Sitges. La obra se ha representado en una carpa al aire libre.