La guerra abierta entre empresarios y sindicatos se traslada al trabajo del CES

La conflictividad que mantienen sindicatos y patronal se ha trasladado al Consejo Económico y Social (CES) de Castilla y León, donde la situación es «complicada» para poder alcanzar un consenso global sobre las recomendaciones del Informe Anual del órgano consultivo correspondiente a 2010, que deberá ser ratificado en sesión plenaria el 29 de junio.

El presidente del CES, José Luis Díez Hoces, con Jesús Terciado, de Cecale, Agustín Prieto, de UGT y Ángel Hernández, de CCOO
El presidente del CES, José Luis Díez Hoces, con Jesús Terciado, de Cecale, Agustín Prieto, de UGT y Ángel Hernández, de CCOO

La reforma laboral, del servicio público de empleo y de los convenios colectivos junto a la regulación fiscal y la privatización de los servicios públicos representan los principales escollos en la mesa de negociación, materias en las que los sindicatos y los empresarios están a años luz en sus posiciones. Si se llega a un plenario sin consenso, los votos particulares proliferarán por primera vez en un documento en el que siempre se ha buscado el acuerdo. La Comisión Permanente del CES celebrada el viernes supuso un intento de acercamiento entre las partes, que no habían logrado consensuar las conclusiones al menos sobre doce materias en los encuentros anteriores. Fuentes consultadas por Ical, aseguraron que hubo un «cambio de actitud» y el presidente del CES, José Luis Díez, se comprometió a poner encima de la mesa una «redacción alternativa» en las conclusiones sobre estas materias, para acercar a las partes.