Un incendio en Tarragona obliga a cortar el AVE

Unos 4.700 viajeros de Renfe han resultado afectados por la interrupción del servicio en la línea ferroviaria de Alta Velocidad (AVE) Madrid-Barcelona a la altura de La Riba (Tarragona) a causa de un incendio, según informó Renfe.

La compañía ferroviaria ha puesto en marcha un servicio alternativo de transporte, con 40 autobuses que suman 2.000 plazas, para atender los viajeros afectados por el corte de la línea, que se produjo a las 16.45 horas.

Del total de viajeros afectados, 1.771 son viajeros se vieron afectados por la interrupción mientras estaban ya de viaje, y los otros 3.000, los que tenían comprado el billete para viajar este martes

A estos viajeros se les ofrecen tres alternativas, cambiar el billete para otra fecha, la devolución del importe íntegro del mismo o utilizar el plan alternativo de transporte en autobús dispuesto por la operadora.

Los trenes afectados directamente por la incidencia se han encaminado a Camp de Tarragona y Lleida, mientras que desde la estación de Sants de Barcelona no sale ningún tren de Alta Velocidad y desde Madrid se encaminan hacia Zaragoza y Lleida a la espera de la evolución del incendio.