MENÚ
domingo 16 junio 2019
02:27
Actualizado

Las obras para reparar la valla de Melilla terminarán en dos o tres semanas

Melilla.

Tiempo de lectura 2 min.

10 de noviembre de 2008. 17:20h

Comentada
Melilla. 10/11/2008

Las obras de reparación de la doble valla que se extiende a lo largo de la frontera entre Melilla y Marruecos, que resultó dañada en unos 50 metros por las fuertes lluvias del 26 de octubre pasado, terminarán en dos o tres semanas. A preguntas de los periodistas, el delegado del Gobierno, Gregorio Escobar, ha informado de que la valla exterior, ubicada en territorio marroquí, ya ha sido totalmente reparada por el Gobierno central.      
Quedan, sin embargo, por arreglar los desperfectos habidos en la valla interior de Melilla y en la sirga de unión de ambas alambradas, un entramado de cables de acero cuyo objeto es retardar de forma no lesiva el paso de los inmigrantes que salten la frontera. Escobar ha calculado que las obras en el tramo de valla aún dañado terminarán en unas dos o tres semanas. «A medida que se vaya colocando la valla irá aumentando el carácter disuasorio del obstáculo», ha afirmado el delegado del Gobierno, para quien la frontera «estará a pleno rendimiento en un plazo razonable de tiempo».      
Para el tiempo que duren los trabajos, la Delegación del Gobierno ha reforzado los efectivos de la Guardia Civil y la Policía Nacional y ha puesto en marcha otras medidas, a fin de evitar que los inmigrantes salten la frontera.

Últimas noticias