MENÚ
lunes 12 noviembre 2018
22:22
Actualizado
  • 1

El descontento generalizado con ambos partidos eleva la abstención casi hasta el 30 por ciento

Sondeo de NC Report para LA RAZÓN: PSOE y PP pierden dos millones de votos desde las elecciones

Vea el gráfico adjunto en la parte superior (PDF)

  • PSOE y PP pierden dos millones de votos desde las elecciones
    PSOE y PP pierden dos millones de votos desde las elecciones

Tiempo de lectura 4 min.

01 de febrero de 2009. 23:58h

Comentada
1/2/2009

MADRID- Si hoy se celebraran elecciones generales, los dos principales partidos sufrirían el castigo más severo por parte de los votantes. Uno por la crisis económica y el paro y otro por sus problemas internos, Partido Socialista y Partido Popular se dejarían por el camino más de dos millones de votos, que se distribuirán entre el resto de partidos (excepto ERC, que sigue su caída libre) y la abstención, que crece y crece en medio del descontento y la desconfianza general que generan los principales líderes políticos.
De este goteo permanente de votos que va desangrando a los dos partidos mayoritarios se benefician especialmente UPyD, la formación liderada por Rosa Díez, e Izquierda Unida, que con el cambio de coordinador general parece recuperar en parte el beneplácito de sus seguidores huidos hacia el voto útil o el de castigo. La ex socialista obtendría 571.000 sufragios más (de los 306.000 de las generales hasta 877.000 de ahora), mientras que Cayo Lara sumaría otros 317.000 nuevos apoyos  a los 969.946 conseguidos por IU en marzo.
Los datos que arroja la encuesta de NC Report para LA RAZÓN confirman la tendencia de voto de los últimos meses. Pero al ciudadano le sigue preocupando mucho más la crisis económica y el paro que los supuestos casos de espionaje en el PP, porque de esos más de dos millones de votantes que dejan de apoyar a populares y socialistas, 1.120.580 no renovarían su confianza en José Luis Rodríguez Zapatero, mientras que los restantes 903.999 darían la espalda a Mariano Rajoy.
Todo este ir y venir de sufragios se traduce en que el PSOE perdería entre seis y ocho diputados y el PP entre dos y, en el peor de los casos, cuatro. Mientras, Izquierda Unida, tercera fuerza en votos, pasaría de dos representantes en la Cámara Baja a cuatro o cinco. La misma tendencia alcista tendría CiU, que de diez diputados ascendería a once o doce. El PNV se quedaría como está, con seis escaños, o ganaría uno, y UPyD daría el salto pasando de un único asiento en el Congreso a tres o cuatro, pese a tener un 2,3 por ciento de votos que los nacionalistas vascos.
Esquerra Republicana continuaría con su descenso, aunque en menor medida que en meses anteriores. Perdería cerca de 38.000 votos, lo que se traduce en un 0,1 por ciento menos, cifra que le permitiría mantener sus tres representantes. BNG y Coalición Canaria optarían a un tercer escaño por formación, mientras que Nafarroa Bai se quedaría con el asiento que ahora mismo tiene.
La abstención que refleja la encuesta no muestra sino el descontento generalizado con la situación política general que se vislumbra también en la valoración que los ciudadanos hacen de los líderes de los partidos políticos. Si hoy hubiera cita con las urnas, un 29,46 por ciento de los electores se quedaría en su casa. Esto supone un 3,31 por ciento más que en los comicios de marzo y se roza ya el 30 por ciento, una cifra preocupante especialmente para el PP, porque según la encuesta, el 49,5 por ciento de los votantes que no acudirían a las urnas serían personas que en marzo sí votaron a Rajoy. Mientras, el 40 por ciento de abtencionistas habrían votado al PSOE en la segunda victoria de Zapatero.

Ficha técnica
Empresa: NC Report.
Universo: españoles de 18 años y más.
Tamaño de la muestra: 1.000 entrevistas telefónicas del 26 al 30 de enero de 2009.
Nivel confianza y error muestral: Para un nivel de confianza del 95,45% (2sigmas), y para P=Q, el error es el 3,16% para el conjunto.

Últimas noticias