Publicidad
Publicidad
Internacional

No existe un "paraguas nuclear francés” como nunca existió el estadounidense

EE UU y Reino Unido nunca habrían comenzado una guerra nuclear solo para proteger Europa, y eso no cambia con el Brexit

Seamos precisos. Gran Bretaña es una potencia nuclear, pero nunca ha sido independiente. La decisión de abrir fuego nunca ha recaído sobre Londres, sino sobre Washington. Y el Brexit no cambia esta realidad. Lo que podría haberse considerado para Europa el “paraguas nuclear británico”, no era más que una extensión de la influencia estadounidense, es decir del presidente de los Estados Unidos. Además, es perfectamente comprensible a nivel político y humano, pensar que los estadounidenses no comenzarían una guerra nuclear solo para defender a Europa.

Publicidad

En cambio, el armamento nuclear francés que germinó durante la IV República, y que fue impulsado por el General de Gaulle cuando llegó al poder en 1958, le dio a Francia independencia militar y política. Una regla que sigue aplicando hoy en día, y que siempre jugó a favor de la defensa de Europa contra el enemigo. Que entonces estaba representado por el Pacto de Varsovia. De hecho, complicó considerablemente los planes de Moscú, que a partir de este momento no se enfrentaría solamente un solo adversario (Estados Unidos y Gran Bretaña), sino que sus oponentes eran dos (Estados Unidos y Gran Bretaña, y Francia).

Desde mediados de la década de 1960 -momento en que la fuerza de ataque francesa comenzó a estar operativa- los soviéticos sabían que ya no deberían inmiscuirse en los intereses de Francia. La doctrina nuclear francesa es clara: para plantearse una respuesta nuclear, los intereses vitales del país deben estar directamente amenazados. Ahora le corresponde al presidente francés decidir cuáles son esos intereses. Ya durante la Guerra Fría, esta vaguedad deliberada era de actualidad, por lo que el personal soviético no sabía cuáles eran esas “líneas rojas”. Por citar un ejemplo, si la guarnición aliada de Berlín Occidental (estadounidenses, británicos y franceses) fuera atacada, ¿cuáles habrían sido las decisiones de Washington, Londres y París?

La salida de Reino Unido de la Unión Europea, no cambia mucho la estrategia defensiva de Estados Unidos, la OTAN y Europa. Además, puede que sea hora de darse cuenta de que Europa ya no está amenazada por la “amenaza roja”. Rusia ya no tiene la voluntad de propagar la doctrina marxista-leninista en todo el mundo en general, y en Europa en particular. Solo trata de proteger sus intereses

Hoy Francia dispone de un submarino armado con 16 misiles capaces de transportar varias ojivas nucleares permanentemente en el mar (tiene cuatro, aunque en tiempos de crisis este número puede aumentarse). Así como varios misiles nucleares de crucero “Rafale” conectados al botón de disparo nuclear del "PC Júpiter" (nunca fue tan nombrado de una forma tan adecuada, porque así es como llaman a Macron, “Júpiter”). Pero, ¿qué presidente de la República francesa tomaría la decisión que llevaría a la muerte de millones de personas para resolver una tensión diplomática clásica (estoy pensando concretamente en las amenazas que se ciernen sobre los Estados bálticos y Polonia)

Publicidad

Abrir fuego implicaría millones de muertes. Porque Francia no tiene -como Estados Unidos o Rusia- una solución intermedia con “armas del campo de batalla”. Para París, es todo o nada… Por lo tanto, creo que no existe un "paraguas nuclear francés” para proteger Europa, como nunca existió el “paraguas nuclear estadounidense”. Fue solo un mito.

Alain Rodier es investigador del Centro Francés de Investigación en Inteligencia (CF2R)