Groenlandia prohíbe la venta de alcohol durante la cuarentena

La “ley seca” pretende terminar con la violencia en el hogar disparada durante el confinamiento en una isla en la que uno de cada tres niños sufre abuso sexual

“Ley seca” en Groenlandia para comabtir el coronavirus. Dinamarca ha prohibido la venta de bebidas alcoholicas en la capital de Groenlandia, Nuuk, para evitar la violencia contra los hijos mientras dure el confinamiento.

“En esta situación tenemos que tomar muchas medidas para evitar la infección” declaró ayer la primera ministra dansesa, Kim Kielsen.

“Mi prioridad es proteger a los niños y garantizar hogares seguros”, sostuvo.

Uno de cada tres residentes de la isla autónoma danesa ubicada en el ártico ha sufrido abusos sexuales durante su infancia. Los expertos atribuyen estos datos al exceso de alcohol, drogas e ignorancia sobre los derechos de la infancia.

La medida también pretende reducir el aumento de la violencia que se ha registrado en Groenlandia tras el cierre de los colegios el pasado lunes.

“Desafortunadamente se ha registrado un aumento de la violencia doméstica en Nuuk durante las últimas semanas”, declaró la ministra de Sanidad, Martha Abelsen, a medios locales. El abuso del acohol por parte de los padres expone a los niños a un peligro que quiere ser atajado.

La prohibición de la venta de alcohol entró en vigor este sábado y se prolongará hasta el próximo 15 de abril.

El Gobierno danés se ha comprometido a erradicar los abusos sexuales a menores para 2022.

El estrés producido por la crisis sanitaria y por las medidas de confinamiento pueden ser un cóctel explosivo para los hogares en Groenlandia.