Leonardo, el bebé que simboliza la lucha contra el coronavirus en Italia

Su caso ha servido de inspiración a los italianos, los más golpeados por la pandemia originada en China

Leonardo, el bebé que se ha convertido en un símbolo de esperanza en Italia
Leonardo, el bebé que se ha convertido en un símbolo de esperanza en ItaliaMarco Ballarini/Facebook (nombre del dueño)

Italia es de momento el país que más ha sufrido las consecuencias del coronavirus, con 12.000 muertes desde que se iniciara la crisis a mediados del mes de febrero. la lucha de los médicos y sanitarios está siendo titánica, como en España, con hospitales colapsados, falta de medios y UCIs desbordadas.

En medio de todo este caos, el caso de Leonardo ha supuesto un soplo de aire fresco para todos. Los sanitarios porque queda demostrado que su trabajo sirve de algo y para la población en general porque significa que hay esperanza. Además, la curva de contagios dio ayer un respiro.

Leonardo es un bebé de la localidad de Corbetta, una localidad de 18.000 habitantes, cerca de Milán, en la región de Lombardía, la más castigadas por el COVID-19. En el mes de febrero, comenzó a evidenciar los síntomas del coronavirus y sus padres lo llevaron al hospital. La lucha titánica de Leonardo, de sus padres y de los médicos y sanitarios que lo atendieron ha dado sus frutos y 50 días después fue dado de alta. Un hecho que fue destacado por el alcalde de Corbetta, Marco Ballarini, que publicó la noticia en su perfil de Facebook: “Hoy tenemos una razón más para sonreír, para ser felices, para sentirnos aún más una comunidad unida .Hoy miramos la cara maravillosa de la esperanza, nuestra esperanza. Corbetta, demos la bienvenida a casa al pequeño Leonardo, recién dado de alta del hospital donde ganó la batalla contra el coronavirus! Muchas gracias Leo, muchas gracias a sus padres que nunca se rindieron. Trajeron el verano a los corazones de todos los Corbettesi. Vamos Corbe”.

La lucha de Leonardo es la lucha de todo un país. Los sanitarios escribían mensajes de esperanza en los pañales del bebé. No se rindieron nunca y la fuerza, energía y brillo de la mirada de Leonardo es lo que les ilumina cada día para tratar de sacar adelante a todos los enfermos, a sobrevivir y a evitar nuevos contagios. El caso de Leonardo se ha convertido en la bandera de la esperanza de los italianos.