Francia mantendrá las restricciones fronterizas hasta el 15 de junio

En la primera fase de la desescalada, los movimientos dentro del territorio francés volverán a ser libres dentro de un radio de 100 kilómetros del domicilio

Coronavirus situation in France
El primer ministro francés Edouard Philippe durante la presentación de los planes para el desconfinamiento del paísCHRISTOPHE ARCHAMBAULT / POOLEFE

Francia mantendrá las restricciones a la entrada desde otros países del espacio Schengen o desde el Reino Unido “al menos hasta el 15 de junio”, afirmó este jueves el ministro de Interior, Christophe Castaner.

En la presentación a la prensa con otros miembros del Gobierno de las medidas para el inicio de la desescalada a partir del próximo día 11, Castaner señaló que las fronteras del espacio Schengen, por su parte, seguirán cerradas “hasta nuevo aviso”. El ministro insistió en que se seguirán permitiendo los movimientos de trabajadores transfronterizos con los países vecinos como hasta ahora.

Aunque una nueva legislación permite imponer una cuarentena a los viajeros que lleguen del extranjero para protegerse de la propagación del coronavirus, precisó que eso no se aplicará de momento a quienes entren desde otro país de la zona Schengen ni desde el Reino Unido. Castaner insistió en que eso exige, en contrapartida, un control estricto de las fronteras exteriores europeas.

La cuarentena sí que la tendrán que cumplir quienes lleguen a los departamentos y territorios franceses de ultramar y, eventualmente, también se podría decidir para los que vayan a la isla de Córcega. El ministro explicó que habrá derogaciones a los viajes desde otros países “por motivos económicos imperiosos”, en particular para que puedan acudir a Francia trabajadores temporeros para la agricultura.

En la primera fase de la desescalada diseñada por el Ejecutivo, los movimientos dentro del territorio francés volverán a ser libres dentro de un radio de 100 kilómetros del domicilio.