Los griegos vuelven a disfrutar de sus playas

A la vista de la evolución favorable de la curva de infecciones de COVID-19, el Gobierno heleno adelantará apertura de restaurantes, cafeterías y grandes superficies. El 1 de julio Grecia estará lista para acoger a turistas

Spread of the coronavirus disease (COVID-19) in Athens
Un hombre con mascarilla desinfecta man wearing a face mask disinfects a sunbed during the official reopening of beaches to the public following the easing of measures against the spread of the coronavirus disease (COVID-19), in Athens, Greece, May 16, 2020. REUTERS/Costas BaltasCOSTAS BALTASReuters

Hoy han reabierto 500 playas en Grecia, después de un previsor cierre en el país que ha permitido que los griegos hayan ya aplanado la curva.

Hoy, algunos afortunados podrán podrán acceder a las playas helenas, precisamente el día que coincide con la primera ola de calor del año. Grecia lleva desde el 4 de mayo en fase de desescalada y hoy ha dado un paso más. Obviamente, el sector turístico es uno de los más afectados por la pandemia, por lo que el Gobierno griego quiere ir rebajando las restricciones sin poner en peligro a los ciudadanos.

Por lo que 500 playas están abiertas para los griegos, sí, pero con medidas de seguridad. Los bañistas tendrán que respetar las distancia social y hasta se ha estipulado la distancia entre sombrillas.

Spread of the coronavirus disease (COVID-19) in Athens
Los griegos disfrutan de las playas en Atenas, Grecia COSTAS BALTASReuters

Medidas de seguridad

No se permite a más de 40 personas estar en 1.000 metros cuadrados. Entre cada parasol hay que dejar una distancia de 4 metros y los toldos no pueden estar a menos de un metro el uno del otro, según el manual que ha lanzado el Gobierno y resumido por Reuters.

En Alimos, una playa popular al sur de Atenas, la gente hacía fila a primera hora de la mañana para coger el mejor sitio al sol.

Esto es lo mejor para nosotros, los ancianos, venir y relajarnos un poco después de haber estado confinados”, indicó Yannis Tentomas a Reuters. En su setentena, preparaba su sombrilla para tumbarse bajo ella. Reconoció que estaba cumpliendo con las medidas de seguridad y añadió: “Es como tener una pistola en la cabeza”.

En una playa vecina, un dron recordaba a los bañistas que por su seguridad mantuvieran las distancias entre ellos.

Asimismo, Grecia ha decidido adelantar la reapertura de restaurantes, cafeterías y grandes superficies comerciales a la vista de la evolución favorable de la curva de infecciones de COVID.

Las grandes superficies abrirán ya este lunes, en lugar del 1 de junio como estaba previsto inicialmente, mientras que los servicios de restauración retomarán su actividad el 25 de mayo, una semana antes de lo planeado inicialmente, siempre y cuando los datos epidemiológicos sobre la pandemia continúen siendo favorables.

La experiencia hasta la fecha muestra que donde la apertura de la actividad económica y social se ha efectuado de manera organizada y de conformidad con las normas de salud, los resultados son positivos”, señaló el Gobierno en un comunicado, en el que informó de que por ese motivo había solicitado al Comité de Salud el adelanto.

Con tan solo algo más de 2.800 casos registrados y 162 muertos sobre una población de 11 millones, Grecia ha capeado hasta ahora relativamente bien la crisis, lo que el Gobierno atribuye a su gestión proactiva.

El 11 de marzo, con 99 casos registrados y ningún muerto, se cerraron los colegios y universidades, y dos días después, tras el primer fallecimiento, le siguieron restaurantes, bares, museos, sitios arqueológicos, y todo centro cultural y deportivo.

Hace doce días, reabrieron ya los primeros comercios y desde el lunes pasado funcionan ya todas las tiendas, con excepción de las grandes superficies.

Este fin de semana han reabierto además las playas, organizadas bajo una serie de medidas de distanciamiento e higiene.

Salvar al turismo

Con los datos positivos que se tienen hasta ahora sobre la mesa, el Gobierno espera poder salvar buena parte de la temporada turística, y presentarse como destino seguro.

La semana próxima el Ejecutivo del conservador Kyriakos Mitsotakis, presentará un plan global para el turismo que se basará en cuatro pilares: los protocolos sanitarios, el transporte, las relaciones laborales en el sector y el apoyo financiero a las empresas del turismo.

Mitsotakis señaló esta semana que espera que a partir del 1 de julio Grecia esté en condiciones de recibir turistas “bajo un protocolo de condiciones que sean favorables tanto para los que quieren viajar como para la industria del sector”.