Macron advierte: Francia no derribará las estatuas vinculadas a su pasado colonial

La República no borrará ningún rastro o nombre de su historia”, ha remachado.

El presidente francés Emmanuel Macron ha tenido unas palabras para las contraprotestas durante las manifestaciones contra el racismo institucional y ha advertido de que “seremos intratables frente al racismo, el antisemitismo y las discriminaciones”, dijo en referencia a las marchas convocadas en muchos países tras la muerte de George Floyd a manos de un policía en Mineápolis.

Sin embargo, ha advertido de que “no se tirarán estatuas” en referencia a las críticas al pasado colonial o esclavista del país. “La República no borrará ningún rastro o nombre de su historia”, ha remachado. Los policías y “merecen el apoyo de las autoridades públicas y el reconocimiento de la nación”. “Sin orden republicano no hay seguridad ni libertad. Esta orden está garantizado por la policía y los gendarmes en nuestro territorio”, ha advertido.

En el cierre de su intervención ha anunciado que volvería a dirigirse a la nación “en julio” para concretar “el nuevo camino” y “lanzar las primeras acciones”. “Tenemos ante nosotros un desafío histórico. Para enfrentarlo nunca olvidemos nuestras fortalezas, nuestra historia, nuestra juventud, nuestro sentido del trabajo y del compromiso, nuestro deseo de justicia, nuestra capacidad de crear para vivir y cambiar el mundo, nuestra amabilidad”, ha aseverado.

En respuesta a su intervención, el líder de La Francia Insumisa, Jean-Luc Mélenchon, ha criticado que “no hay nada de lo que estar orgulloso de lo que hizo el gobierno durante esta crisis” y ha cargado contra su discurso, “una lluvia de perogrulladas, palabras robadas y clichés”. El último boletín del coronavirus publicado por la Dirección Nacional de Salud francesa revela nueve nuevas muertes y 407 contagios en las últimas 24 horas contabilizadas para sumar 29.407 fallecidos y 157.220 casos confirmados. El número de pacientes hospitalizados tanto en planta como en cuidados intensivos sigue reduciéndose paulatinamente.