Cómo Vazimi, una isla paradisíaca destino de famosos, se convirtió en infierno

Fue refugio para personajes tan diversos como Cristiano Ronaldo o el cantante Bono

Interminables playas desiertas y salvajes ideales para paseos tranquilos, costas bañadas por las aguas cristalinas del Océano Índico, perfectas para que los amantes del buceos exploren sus arrecifes. Así se describe la paradisiaca isla de Vazimi en un portal de alquiler de islas privadas.

Y sí, Vazimi sigue siendo un paraíso en cuanto a paisaje se refiere. Pero ha dejado de ser un lugar para turistas adinerados y famosos en busca de privacidad. De sus lujosas villas han disfrutado personajes tan diversos como Cristiano Ronaldo, los actores Tom Hanks, Emma Watson y Danel Craig, el cantante Bono o el príncipe Alberto de Mónaco.

Ahora las villas y hoteles han sucumbido a las llamas, los habitantes de la isla han huido y se ha impuesto la sharia o ley islámica. Vazimi está en manos de los yihadistas, que, desde 2017, avanzan imparables en la provincia de Cabo Delgado, al norte de Mozambique, dejando a su paso, de momento, más de mil muertos. Y la situación, pese a los intentos de Maputo de controlarla, empeora. El pasado mes de julio, el Estado Islámico anunciaba una ofensiva en Mozambique para hacerse con las riquezas minerales

Atentados en edificios públicos y fuerzas de seguridad, secuestro y brutalidades contra civiles, la zona paga contar con importantes reservas de gas natural descubiertas recientemente. Se repite la maldición de los recursos, tan habitual en África, que en vez de enriquecer las arcas del Estado donde se encuentran convierten la zona en escenario de guerra.

Los yihadistas llegaron en barcos de pesca este verano y ordenaron a los habitantes de esta isla y de la de Metundo que abandonaran sus casas antes de quemarlas. Era un paso más de los extremistas, que ya se habían hecho con la estratégica ciudad portuaria de Mocimboa da Praia, importante punto de paso para las entregas de mercancías y el desarrollo de un enorme proyecto de gas natural licuado (GNL), una de las mayores inversiones en África.

El paraíso en el archipiélago de las Quirimbas ha dejado de existir, ahora desde ahí los yihadistas controlan el paso marítimo y amplían su poder.