Georgia acude a las urnas con un nuevo sistema electoral

La población elige por primera vez a su nuevo Parlamento con un sistema proporcional. El partido prorruso Sueño Georgiano parte como favorito

Giorgi Gakharia, primer ministro de Georgia, en un acto de cierre de campañaXinhua vía Europa Press Xinhua vía Europa Press

Georgia celebra este sábado unas elecciones parlamentarias que ampliarán el mapa político del país y que podrían conducir a la formación del primer Gobierno de coalición en la historia de esta antigua república soviética en el Cáucaso Sur.

De los 150 diputados que conforman el Parlamento, 120 serán elegidos por listas de partidos, que necesitarán obtener apenas el 1% de los votos para acceder al reparto proporcional de escaños, mientras que los 30 restantes se dirimirán en circunscripciones mayoritarias.

El nuevo sistema electoral, adoptado en junio como resultado de un acuerdo entre el Gobierno y la oposición tras varios meses de negociaciones, permitirá ampliar de cuatro a diez el número de formaciones políticas con representación parlamentaria.

“Estos comicios marcarán época en Georgia, que de este modo entra en una nueva fase de su desarrollo político, la que culminará dentro de cuatro años, cuando la totalidad de los diputados será elegida por listas de partidos”, dijo a Efe el politólogo Iósif Tsintsadze.

La incógnita de estas elecciones es si el partido Sueño Georgiano, en el poder desde 2012, conseguirá la mayoría absoluta para continuar gobernando en solitario o tendrá que contar con el apoyo de otras fuerzas.

Las encuestas le conceden a la formación oficialista una intención de voto de un 55%, muy por delante de principal partido de la oposición, el Movimiento Nacional Unido (MNU), del ex presidente Mijail Saakashvili, al que le otorgan un 22%.

Pese a que Saakashvili, quien actualmente ocupa un alto cargo en Ucrania, fue privado de su ciudadanía y condenado en ausencia a un total de 6 años de prisión por delitos de corrupción y abuso poder durante su gestión presidencial (2004-2013), el MNU ha presentado su candidatura al cargo de primer ministro.

Sin observadores internacionales suficientes

Según la Comisión Electoral Central (CEC), más de un centenar de organizaciones locales e internacionales observarán el desarrollo de la jornada electoral. Sin embargo, la pandemia del coronavirus ha reducido de manera considerable el número de observadores internacionales.

La Oficina Instituciones Democráticas y de los Derechos Humanos (ODIHR) de la Organización para la Cooperación y la Seguridad en Europa (OSCE) informó de que los países miembros no reunieron la cantidad suficiente de observadores, por lo que envió solo una misión reducida.

Debido a la pandemia, los votantes tendrán que llevar mascarillas en el interior de los colegios. Además, en los lugares sometidos a cuarentenas se llevarán urnas móviles con todos los resguardos sanitarios correspondientes.

Según los datos oficiales, Georgia acumula casi 36.000 casos y en torno a 300 fallecimientos por la covid-19.

Un total de 3.526.032 ciudadanos están convocados hoy a las urnas en Georgia y el extranjero. La jornada de votación, para las cual se han habilitado 3.849 colegios electorales, comenzará a las ocho de la mañana y se extenderá hasta las ocho de la tarde. Al cierre de los colegios se darán conocer las encuestas a pie de urna.

El MNU considera que habrá fraude y ha convocado un mitin al término de las votaciones, según Zaal Udumashvili, uno de sus dirigentes de la formación opositora.

“Está claro que ganaremos de manera convincente la elecciones. La oposición radical provoca la violencia”, dijo el secretario secretario ejecutivo de Sueño Georgiano, Irakli Kobajidze.

Kobajidze advirtió de que serán “sancionados severamente aquellos que intenten acciones revolucionarias”, al tiempo que prometió que los comicios se llevarán a cabo “con apego a los más altos estándares democráticos”.