Detenida una sueca por mantener a su hijo encerrado en casa 28 años

la madre perdió a un niño a temprana edad y decidió ponerle el mismo nombre a su siguiente vástago, que dejó de ir a clase en séptimo curso

La Policía sueca inspecciona el piso de la calle Haninge, en el centro de Estocolmo, donde una mujer mantuvo encerrado a su hijo durante años
La Policía sueca inspecciona el piso de la calle Haninge, en el centro de Estocolmo, donde una mujer mantuvo encerrado a su hijo durante añosClaudio BrescianiEFE

La Policía sueca ha detenido a una mujer de unos 70 años por supuestamente haber mantenido encerrado contra su voluntad a su hijo durante 28 años en un piso al sur de Estocolmo, informó este miércoles la televisión pública SVT.

La mujer, que niega los cargos, es sospechosa de privación ilegal de libertad y de provocar daños corporales graves al hombre, de 41 años.

Fue una pariente suya la que el domingo, aprovechando que la mujer estaba en el hospital, acudió al piso familiar en la localidad de Haninge y encontró al hombre acurrucado en la cocina y con heridas en las piernas y otras partes del cuerpo.

Al abrir la puerta sin llave, encontró el piso en la oscuridad y apestando a orina, descomposición, suciedad y polvo. No hubo respuesta cuando gritó “hola”, así que entró, abriéndose paso entre montones de desorden. “Fue como entrar en una pesadilla. Había orina y suciedad, olía como a podrido”, declaró la mujer al tabloide “Expressen”.

Al escuchar un sonido procedente de la cocina, vio al hombre sentado en un rincón oscuro, iluminado por una farola de la calle. Las llagas le cubrían las piernas hasta las rodillas.

Cuando la vio, se puso de pie y susurró su nombre una y otra vez. Había perdido casi todos los dientes y su voz se entrecortaba, aseguró al diario “Expressen”. De alguna manera, dijo, él la había reconocido después de todo el tiempo que había pasado y no le tenía miedo.

Cuando el hombre fue llevado al hospital, los médicos alertaron a la Policía y la madre fue detenida. La fiscal de Estocolmo, Emma Olsson, dijo a la agencia de noticias Reuters que el hombre había requerido cirugía, sin dar más detalles.

“El único comentario sobre el tiempo que esa persona ha sido ‘encarcelada’ por su madre es: estamos seguros de que ha sido durante un largo período de tiempo”, dijo el portavoz de la policía Ola Österling a BBC News.

“No estimamos cuántos años. Eso es parte de nuestras investigaciones ahora, obtener información detallada sobre la cantidad exacta de tiempo”.

De acuerdo con la versión de su pariente, la madre perdió a un niño a temprana edad y decidió luego ponerle el mismo nombre a su siguiente hijo, que vivió aparentemente una vida normal hasta que lo sacaron de la escuela en séptimo curso.

Los servicios sociales fueron avisados, pero no hicieron nada y el resto de la familia trató de restar importancia al caso, según declaró a “Expressen” la mujer, que ya entonces se interesó por su pariente.

“Yo era joven y acabé desistiendo. Le robó la vida y manipuló a todos sus contactos para mantener su secreto”, aseguró la mujer, que calificó a la familia de “disfuncional”.

La Policía ha acordonado el piso y, según informó la Fiscalía, la tarea principal ahora será aclarar la situación del joven, para lo que se entrevistará a un gran número de testigos.