Trump indulta a su exasesor político Steve Bannon pero no a su familia

Entre los perdonados por el presidente saliente horas antes de abandonar la Casa Blanca están los raperos Lil Wayne y Kodak Black,

Steve Bannon
Steve BannonEduardo Munoz AlvarezAP

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a pocas hora de abandonar la Casa Blanca, ha indultado al que fuera su asesor político y jefe de campaña Steve Bannon, acusado en agosto del año pasado de conspiración para cometer fraude y blanqueo de dinero en el marco de un proyecto de recaudación de fondos para la construcción del muro en la frontera con México.

En los últimos días se había estado especulando acerca de los destinatarios de los perdones presidenciales que Trump se habría reservado antes de que el presidente electo, Joe Biden, asumiera el cargo, llegando incluso a contemplar la posibilidad de que él y sus hijos formaran parte de la lista.

La relación entre Trump y Bannon se rompió a los pocos meses de su llegada a la Casa Blanca cuando el estratega criticó a los hijos del mandatario y fue despedido. Trump llegó a decir que Bannon, que antes había dirigido el medio ultraderechista y conspiracionista Breitbart News, había “perdido la cabeza”, y que “cuando fue despedido lloró y rogó por su puesto”. No obstante, tras años distanciados, la relación se reactivó en las últimas semanas cuando Trump acudió a Bannon para que le asesorara en sus intentos de permanecer en el poder pese a haber salido derrotado en las elecciones.

Bannon y otras tres personas fueron imputadas este verano pasado por fiscales federales por supuestamente defraudar a donantes que aportaban dinero para la construcción del muro fronterizo con México. Según la acusación, Bannon se embolsó cerca de un millón de dólares en la operación. El estratega se declaró no culpable y está a la espera de juicio, por lo que el indulto de Trump entra en la atípica categoría de “preventivo”.

Además de Bannon, entre los perdonados están los raperos Lil Wayne y Kodak Black, el antiguo director financiero de la Organización Trump, Elliott Broidy, y el exalcalde de Detroit Kwame Kilpatrick, quien en 2008 se declaró culpable de obstrucción a la justicia como parte de un acuerdo de culpabilidad en una investigación en la que él y su padre habían aceptado sobornos a cambio de contratos públicos.