La extraña historia del asesinato del hermanastro de Kim Jong Un

Un nuevo documental busca arrojar luz sobre el crimen en el aeropuerto de Malasia

Kim Jong Nam, en una imagen de 2007
Kim Jong Nam, en una imagen de 2007

Casi cuatro años después del asesinato del hermanastro del líder norcoreano Kim Jong Un, Kim Jong Nam, un nuevo documental busca arrojar luz sobre el crimen en el aeropuerto de Malasia y la participación de las dos jóvenes acusadas de llevarlo a cabo. Hijo mayor de Kim Jong Il, líder del país asiático entre 1994 y 2011, Kim Jong Nam era considerado, hasta 2001, el sucesor de su padre. Es decir, una gran amenaza para los planes de poder de Kim Jong Un. Pese a que optó por el exilio desde 2003, no pudo escapar de las garras del régimen.

El asesinato de Kim Jong Nam en el aeropuerto internacional de Kuala Lumpur en Malasia en febrero de 2017 fue captado en imágenes de CCTV transmitidas en todo el mundo. Sin embargo, muchos detalles siguen siendo un misterio.

Doan Thi Huong
Doan Thi Huong FOTO: KHAM REUTERS

El director estadounidense Ryan White pasó dos años y medio investigando el caso para “Assassins”, que se estrena hoy en los cines y digitalmente a la carta. La película se centra en las dos mujeres, la indonesia Siti Aisya y la vietnamita Doan Thi Huong, que fueron acusadas de envenenar a Kim acercándose a la víctima cuando estaba imprimiendo su tarjeta de embarque y frotándole la cara con un paño impregnado por el agente nervioso VX, considerado por Naciones Unidas como arma de destrucción masiva. Amba se enfrentaron a la pena de muerte en Malasia. Los abogados defensores sostuvieron que eran títeres de un asesinato orquestado por agentes norcoreanos. Las mujeres dijeron que pensaban que eran parte de un reality show de bromas y que no sabían que estaban envenenando a Kim.

Siti Aisyah
Siti Aisyah FOTO: WILLY KURNIAWAN REUTERS

Siti fue liberada en marzo de 2019 después de que un tribunal de Malasia retirara los cargos en su contra. Los fiscales retiraron un cargo de asesinato contra Huong, quien se declaró culpable de un cargo menor de causar daño con medios peligrosos, y ella quedó en libertad en mayo siguiente.

Funcionarios surcoreanos y estadounidenses han dicho que el régimen norcoreano ordenó el asesinato de Kim, quien había criticado el gobierno dinástico de su familia. Pyongyang, por su puesto, ha negado la acusación.

La extensa investigación de White para “Assassins” incluyó viajes a Vietnam, Indonesia y Malasia. Pero para él escuchar a las propias mujeres era el factor más crucial para encontrar la verdad detrás de los titulares.

A Doan y Aisyah se les mostró el documental a principios de esta semana, y aunque la película recibió su arpobación, Doan expresó su pesar por algunas escenas, dijo White. “Su primera reacción ... fue, ‘Ojalá no hubiera sonreído tanto’”, dijo, refiriéndose a las escenas que muestran el regreso a Vietnam de Doan, quien, según White, se convirtió en un blanco de fuertes críticas en las redes sociales“. “Ambas son encantadores y afortunadamente sobrevivieron a esta experiencia, pero creo que sus vidas nunca volverán a ser las mismas, desafortunadamente”, dijo. Reuters