“Italia tiene la esperanza de que Draghi vuelva a hacer ‘‘lo que sea necesario’' para superar esta devastación”

Piero Garofalo detalla los principales y difíciles retos del ex presidente del BCE, que toma las riendas de Italia en plena pandemia de coronavirus.

Mario Draghi , ayer después de aceptar el mandato del presidente Sergio Mattarella
Mario Draghi , ayer después de aceptar el mandato del presidente Sergio MattarellaANGELO CARCONIEFE

Tras la enésima crisis política en Italia, el ex presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, tiene ahora la enorme misión de formar un nuevo gobierno. Piero Garofalo, profesor en la Universidad de New Hampshire, explica a LA RAZÓN que “Draghi ha surgido inesperadamente como una opción popular tanto a nivel nacional como internacional”. El experto en política italiana detalla los principales y difíciles retos del economista italiano que toma las riendas del país en plena pandemia de coronavirus. Con todo, Garofalo señala que opinión pública ha recibido a Draghi “como un acontecimiento positivo: una solución inesperada, pero razonable, para abordar la actual crisis política”.

Mario Draghi durante su discurso en el Palacio del Quirinal
Mario Draghi durante su discurso en el Palacio del Quirinal ROBERTO MONALDO / POOLEFE

¿Cuáles serán los principales retos de Mario Draghi?

Mario Draghi ha declarado que ha declarado que sus cuatro principales prioridades y desafíos son:

1) Derrotar la pandemia;

2) Completar el programa de vacunación;

3) Proponer soluciones a los problemas cotidianos de los italianos; y

4) Reactivar la economía de Italia.

Su desafío inmediato será obtener el apoyo de una mayoría parlmentaria fragmentada para proporcionar la estabilidad política necesaria para sacar a Italia de la pandemia y promover la recuperación económica. Dados los intereses de los partidos, este no es un reto menor.

¿Va a ser bien aceptado por los italianos?

En general, los italianos han apoyado a estos gobiernos tecnocráticos (no políticos) porque superan, momentáneamente, la división partidista que afecta a las coaliciones débiles. En este caso, la respuesta del mercado al posible nombramiento de Mario Draghi ha sido extremadamente positiva: la Bolsa de Milán (FTSE MIB) ha subido un 2-3% y la prima de riesgo ha caído a su mínimo en cinco años. Si bien Mario Draghi no es un político, tiene experiencia política. Se ha desempeñado como director del Tesoro italiano y como director del Banco Central Europea, por lo que comprende cómo funcionan juntos los dos sistemas, lo cual es importante para implementar los fondos de recuperación. Los primeros indicios apuntan a que la opinión pública ve a Draghi como un acontecimiento positivo y una solución inesperada, pero razonable, para abordar la actual crisis política.

El Movimiento 5 Estrellas (M5E) no apoyará a un Gobierno de Draghi y la derecha presiona para que se celebren elecciones...

Una vez que los partidos se dieron cuenta de que el presidente Sergio Mattarella pediría a Mario Draghi que formase un gobierno, manifestaron su apoyo. El presidente italiano declaró que no quería elecciones anticipadas; las próximas elecciones están programadas para 2023.

El Movimiento 5 Estrellas, que tiene el mayor número de escaños en la legislatura, tampoco quiere adelantar las elecciones porque lo más probable es que pierda un alto número de asientos. Así, mientras que inicialmente el Movimiento 5 Estrellas se opuso al nombramiento de Mario Draghi, ahora están surgiendo diferentes facciones, algunas de las cuales apoyan la elección del presidente Mattarella. Incluso el partido de Matteo Salvini, la Liga, ha retrocedido silenciosamente en su convocatoria inicial de elecciones anticipadas, de las que presumiblemente se beneficiaría a expensas del Movimiento 5 Estrellas, en parte porque Mario Draghi ha surgido inesperadamente como una opción popular tanto a nivel nacional como internacional. De momento, la Liga no rechaza el nombramiento. Sin embargo, la postura pro-Unión Europea de Mario Draghi está en desacuerdo con las posiciones de la Liga, por lo que es probable que, dada la oportunidad, la Liga busque elecciones anticipadas cuando aparezca una fisura en el gobierno recién formado.

En medio de la pandemia, ¿es un gobierno tecnocrático la mejor solución para Italia?

La decisión de Matteo Renzi de retirar el apoyo a su partido, Italia Viva, del Gobierno de Giuseppe Conte en medio de una pandemia parece temeraria. Queda por ver si Matteo Renzi se beneficiará políticamente de esta medida. Sin embargo, dadas estas circunstancias, la decisión de nombrar un gobierno tecnocrático parece ser la mejor solución para Italia. Un gobierno así aborda la frustración de los italianos con una coalición de gobierno que había llegado a un punto muerto en medio de la crisis económica y sanitaria. El gobierno tecnocrático facilita el proceso de toma de decisiones al mismo tiempo que brinda cierto grado de transparencia, ya que no tiene sus raíces en el sistema de partidos políticos. Mario Draghi es recordado por resolver la crisis del euro. Para hacerlo, dijo que haría “lo que sea necesario”. Los italianos tienen la esperanza de que vuelva a hacer ‘‘lo que sea necesario’' para superar esta devastación económica y sanitaria.