Mueren dos soldados venezolanos en enfrentamientos con guerrilleros colombianos

En los choques en el área fronteriza de Apure, el Ejército detuvo a 32 personas, entre ellos un cabecilla de un grupo de irregulares

Encuentro de Nicolás Maduro con militares venezolanos en el Palacio de Miraflores el pasado 9 de marzo
Encuentro de Nicolás Maduro con militares venezolanos en el Palacio de Miraflores el pasado 9 de marzoMiraflores press HANDOUTEFE

Hace apenas una semana Nicolás Maduro decía que en Venezuela no hay presencia de grupos guerrilleros colombianos en territorio venezolano. Era su respuesta a las acusaciones hechas desde su país vecino que insistían en que la nación petrolera se había convertido en santuario para grupos criminales.

Aún estaba fresca aquella declaración cuando este fin de semana se produjo un letal enfretamiento entre el Ejército venezolano y grupos irregulares al parecer disidentes de las FARC, comandados por Miguel Botache Santillana alias “Gentil Duarte”, un guerrillero que no responde a Jesús Santrich ni a Iván Márquez, que se ha dicho mantienen buenas relaciones con el régimen chavista y hasta son protegidos.

El enfrentamiento comenzó este 21 de marzo en la madrugada y ocasionó un despliegue con ataque aéreo y terrestre dirigido por la Fuerza Armada venezolana en la zona del conflicto, ubicada en la frontera entre el estado Apure de Venezuela con la población de Arauquita, departamento de Arauca, Colombia.

Frontera Venezuela y Colombia FOTO: T. Nieto

Ya al mediodía, 11 militares heridos fueron ingresados en el Hospital Militar de San Cristóbal, en el vecino estado Táchira de Venezuela, a donde fueron traslasdados por helicópteros. Los uniformados fueron víctimas de disparos pero también de minas antipersonas durante el enfrentamiento con guerrilleros disidentes de las FARC. En 2013 Venezual fue declarada como territorio libre de minas antipersonas.

Fue el lunes en la mañana cuando finalmente se brindó una version oficial. El Ministerio de la Defensa de Maduro, a través de un comunicado firmado por el general en jefe Vladimir Padrino López, reconoció que durante un operativo en el sector La Coromoto del municipio Páez, estado Apure, capturaron a 32 personas, y además se registraron las bajas de dos militares venezolanos.

En el comunicado del Ministerio se resaltó la muerte de un cabecilla de los supuestos grupos irregulares, apodado “El Nando”, pero en ninguna parte del escrito se especifica el nombre de la guerrilla a la cual se enfrentaron los militares venezolanos.

Además de la captura de 32 personas, Padrino López detalló que también fueron destruidos seis campamentos y se decomisó armamento, municiones, explosivos, pertrechos de guerra, vehículos y drogas. “Se hace saber, que resultaron heridos varios efectivos militares, a quienes se les está prestando la atención médica correspondiente en los actuales momentos”. Nada se dijo de la supuesta perdida de 15 fusiles venezolanos, según revelaciones de la investigadora Sebastiana Barráez.

Información confusa e incompleta

Aún la información es confusa e incompleta. La organización no gubernamental Provea denunció la detención de campesinos y productores del estado Apure. Pidió por tanto a la administración de Nicolás Maduro dar “garantía de la integridad física de estos detenidos”, así como brindar información de su paradero.

En comunicaciones internas, la Zona de Defensa Integral 31 el Ejército venezolano reportó la captura de 12 “terroristas colombianos”, con la incautación de un fusil R15, tres escopetas, dos pistolas y cinco artefactos explosivos, municiones y pertrechos, desveló la ONG Control Ciudadano, que hace seguimiento al mundo militar.

El operativo militar se produjo luego de varios días desde que se había militarizado la zona fronteriza del estado Apure, incluso con tres tanques de guerra. La presencia durante varios días de los efectivos castrenses habría alertado a los guerrilleros de Gentil Duarte, que abandonaron los campamentos a tiempo, dejando grupos armmados dispersos que respondieron a la acción del ejército.

El Ejército venezolano, según analistas militares, estaría siendo usado para eliminarle los adversarios internos a Jesús Santrich e Iván Márquez, a quienes Nicolás Maduro ha manifestado simpatía. Recuerdan que la disidencia de las FARC, desde que desapareció el Secretariado tras de los Acuerdos de Paz, es variada.

En Venezuela también hacen vida, según informaciones del Gobierno colombiano y de investigaciones independientes, otros grupos guerrilleros colombianos, incluyendo al ELN que ha acumulado gran poder de control territorial y hasta económico en el país que gobierna Nicolás Maduro.