Mata a dos hermanas por un “pacto con el diablo” para ganar la lotería

El joven asegura que ofreció sacrificar a seis mujeres cada seis meses para ser recompensado con riqueza y poder

Sucesos - mata a dos hermanas por un pacto con el diablo para ganar la lotería. PA
Sucesos - mata a dos hermanas por un pacto con el diablo para ganar la lotería. PALa Razón (Custom Credit)

Decía Albert Einstein que hay dos cosas infinitas: el universo y la estupidez humana, y que no estaba seguro de que el universo lo fuera. Una vez más, se vuelve a corroborar esta teoría. Danyal Hussein, un joven londinense de 19 años, está acusado de apuñalar a Bilbaa Henry y Nicole Smallman, dos hermanas de 46 y 27 años respectivamente, debido a un “pacto de sangre con el diablo” para ganar la lotería.

Las hermanas estaban celebrando el cumpleaños de Bilbaa el pasado 6 de junio del año pasado, cuando fueron atacadas de madrugada en Fryent Country Park en Wembley, al noroeste de Londres. Al día siguiente, sus cuerpos fueron encontrados.

Hussein fue arrestrado un mes después, el 1 de julio del año pasado, en la casa de su madre en Eltham, al sur de Londres. El joven defendió que se trataba de un pacto en el que ofrecía hacer seis sacrificios cada seis meses, exigiendo ser recompensado con riqueza y poder. Además, había prometido construir un templo al “poderoso rey Lucifug Rofocale”, a cambio de “recompensas fructíferas” y su libertad.

Además, tenía boletos de la lotería y aseguraba en las cartas que, si ganaba la Mega Millions Super Jackpot, el diablo recibiría recompensas por los futuros sacrificios. El joven decía en la carta que “nunca sería sospechoso de ningún delito y la policía nunca sabría los delitos que habría cometido”.

La policía había registrado su dormitorio y encontró cartas dirigidas, según el joven, al diablo, y firmadas con su propia sangre. Cuando la policía le vio las marcas en las manos, el joven aseguraba que “le habían robado y se había defendido”, además de que se encontraba “confundido y asustado” por lo que estaba sucediendo en aquel momento.

El jurado que le ha juzgado había conocido que Hussein había sido tratado en el hospital por una lesión en la mano, justo en una fecha después de la muerte de estas dos mujeres. El joven ha negado el doble asesinato, así como la posesión de un cuchillo con el que habría firmado las cartas y cometido los homicidios. Hussein todavía está siendo juzgado.