Kim Yo Jong avisa que los ejercicios de Seúl y Washington dañarán los intentos de acercamiento

La hermana del dictador norcoreano pide a Corea del Sur una “decisión audaz” para que los suspenda y recomienda no extraer conclusiones de la reanudación de las comunicaciones

La hermana del dictador norcoreano, Kim Yo Jong, en una foto de 2019
La hermana del dictador norcoreano, Kim Yo Jong, en una foto de 2019JORGE SILVAREUTERS

Kim Yo Jong, la hermana del líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, y considerada como una posible sucesora al poder, ha avisado de que los ejercicios militares previstos por Corea del Sur y Estados Unidos van a afectar gravemente los intentos para restaurar las relaciones entre las dos Coreas, alimentados por la reciente reapertura de los canales de comunicación.

“Estoy bastante segura de que el simulacro militar, que tiene lugar en un punto de inflexión importante, se convertirá en un preludio desagradable que dañará gravemente la voluntad de los líderes del Norte y del Sur para reconstruir de nuevo la confianza”, según Kim.

Asimismo, estos ejercicios -que Corea del Sur y EE UU se están replanteando ante la distensión de las relaciones- “nublará aún más el camino que queda por delante para las relaciones intercoreanas” y ha pedido a Seúl que adopte “una decisión audaz” y anule los ejercicios. “¿Esperanza o desesperación? La decisión no depende de nosotros”, ha manifestado en un artículo publicado en la agencia oficial de noticias norcoreana KCNA, recogido por su homóloga del Sur, Yonhap.

Corea del Norte restauró el martes las líneas de comunicación con Corea del Sur tras más de un año de suspensión en protesta por los folletos propagandísticos contra Pyongyang enviados desde el Sur. La hermana de Kim Jong Un ha avisado de que no se haga una lectura apresurada, comenzando por los rumores de una posible cumbre. “Sería un juicio prematuro y descuidado”, ha avisado.

“La restauración de las líneas no es más que una reconexión física y no se le debe atribuir más significado que el que tiene, porque “las especulaciones apresuradas y las interpretaciones infundadas sólo conducen a la decepción”.