Un soldado mata a dos comandantes israelíes por error al pensar que eran terroristas palestinos

El accidente se produjo después de unas maniobras militares en una base de tiro cerca de Jerusalén

Soldados israelíes apuntan con sus armas a palestinos en Cisjordania en una foto de archivo
Soldados israelíes apuntan con sus armas a palestinos en Cisjordania en una foto de archivo FOTO: DPA vía Europa Press DPA vía Europa Press

Dos soldados del Ejército israelí murieron el miércoles por la noche en un accidente “grave” después de unas maniobras con fuego real en el Valle del Jordán. Las víctimas eran comandantes en la unidad Egoz de la Brigada Oz, según informa el Jerusalem Post, y ambos habían terminado su participación en el simulacro en una zona de tiro de la base Nabi Musa.

Durante el patrullaje identificaron a un individuo sospechoso e iniciaron el procedimiento para detener a la persona con disparos al aire. Sin embargo, un soldado del Ejército israelí que se encontraba cerca les confundió con terroristas palestinos y les disparó erróneamente al pensar que era enemigos que se habían infiltrado en la base militar.

Los dos comandantes recibieron atención médica de emergencia sobre el lugar de los hechos y posteriormente fueron evacuados en helicóptero a un hospital de Jerusalén, donde los médicos no pudieron hacer nada más por salvarles la vida. El Ministerio de Defensa de Israel ha abierto una investigación preliminar y ha constatado que el soldado no reconoció a los dos hombres y decidió abrir fuego.

La base militar donde se produjo el percance está cerca de Nabi Musa, al sur de Jerusalén, y es utilizada con frecuencia por unidades de infantería y Cuerpos Blindados para entrenamiento de combate. Según el citado diario, hay aldeas palestinas y beduinas cercanas que requieren que los soldados estén alerta durante los entrenamientos.

El jefe de Estado Mayor de las Fuerzas de Defensa de Israel, Aviv Kohavi, viajó a la base militar donde tuvo lugar el accidente. Por su parte, el Ejército admitió que la muerte de los dos comandantes fue producto de una “identificación errónea que condujo a un incidente de fuego amigo”. “Este no es un incidente que ocurrió durante unas maniobras. No es que nuestras tropas dispararan contra nuestras tropas durante el entrenamiento”, afirmó el general Ofer Winter.

El primer ministro Naftali Bennett lamentó la muerte de los dos comandantes israelíes que habían “dedicado sus mejores años a la seguridad y defensa de Israel”. “Toda la nación de Israel lamenta sus muertes”, agregó en Twitter.

Hace tres semanas, Israel cambió sus políticas sobre uso de fuego real para autorizar a sus soldados a disparar contra palestinos que hayan lanzado piedras o artefactos explosivos incluso cuando no presenten una amenaza o hayan iniciado su fuga. Este protocolo se inicia con un llamamiento al alto e incluye disparos al aire antes de disparos directos. Además, la autorización se extiende únicamente a las situaciones en las que un atacante lance rocas o explosivos contra civiles, no contra personal militar durante manifestaciones o disturbios, si bien varios expertos han criticado estas disposiciones.