MENÚ
lunes 17 junio 2019
18:04
Actualizado

Alarma en el golfo de Omán: ataque a otros dos petroleros

Uno de los buques se habría hundido, aunque todos los tripulantes están a salvo

  • El "Front Altair", envuelto en llamas tras el ataque/Reuters
    El "Front Altair", envuelto en llamas tras el ataque/Reuters
Bahréin.

Tiempo de lectura 4 min.

13 de junio de 2019. 21:17h

Comentada
La Razón.  Bahréin. 13/6/2019

Vuelven a saltar las alarmas en el golfo de Omán después de que dos buques petroleros hayan sufrido supuestos ataques, un mes después de los primeros incidentes en la zona. El grupo de Operaciones Marítimas Comerciales de Reino Unido (UKMTO), que forma parte de la Royal Navy, ha dado la voz de alarma a primera hora de la mañana al informar de que se había producido un “incidente” cerca de la costa iraní. “Reino Unido y sus socios están investigando” lo ocurrido, ha indicado UKMTO en un breve mensaje.

Las fuentes han identificado a los barcos afectados como el “Front Altair”, con bandera de las Islas Marshall y operado por la naviera noruega Frontline para la petrolera taiwanesa CPC, y el “Kokuka Courageous”, de Panamá. El diario especializado en temas navieros “Tradewinds” ha contado que el “Front Altair” ha sido alcanzado por un torpedo cuando navegaba frente a las costas del emirato de Fujairá. La petrolera taiwanesa ha confirmado esta versión. Un portavoz de Frontline ha indicado al diario noruego ‘VG’ que el “Front Altair”, que llevaba 75.000 toneladas de nafta, se ha incendiado. Sus 23 tripulantes han sido evacuados a un barco cercano, ha dicho el portavoz. Posteriormente, la agencia iraní de noticias IRNA ha informado de que se habría hundido.

Por otro lado, el “Kokuka Courageous”, operado por la empresa de Singapur BSM, ha sufrido un incidente de seguridad sin especificar todavía que ha causado serios daños, por lo que los 21 tripulantes han sido evacuados por el “Coastal Ace”, que se encontraba en los alrededores, según ha informado un portavoz de BSM. Uno ha resultado herido pero no reviste gravedad, ha aclarado. “El petrolero sigue en la zona y no hay peligro de que se hunda”, ha dicho el portavoz de BSM, afirmando que “el cargamento de metanol que transporta está intacto”.

También la Armada de Estados Unidos ha asistido a los dos buques petroleros. “Hemos recibido dos llamadas de socorro a las 6.12 (hora local) y otra a las 7.00”, ha dicho Joshua Frey, de la Quinta Flota estadounidense, con base en Bahréin. Una información que se contradice con la de Teherán, que ha informado a través de IRNA que han sido barcos iraníes los que han rescatado a 44 tripulantes de las dos embarcaciones.

Emiratos Árabes Unidos (EAU) denunció el pasado mes de mayo que cuatro buques mercantes habían sido objeto de “sabotajes” cerca de sus aguas territoriales, en el golfo de Omán. Posteriormente, señaló como posible causa ataques con torpedos. Arabia Saudí acusó a Irán, que ha negado cualquier implicación en estos sucesos.

La tensión se ha vuelto a disparar en la región coincidiendo con el primer aniversario de la ruptura del acuerdo nuclear con Irán por parte de Estados Unidos, amenazando la seguridad de navegación en el estrecho de Ormuz, una de las rutas mercantes más importantes del mundo, puesto que comunica el golfo Pérsico con el océano Índico.

Subida del petróleo Brent

El precio del barril del petróleo Brent subió este jueves un 3,22%, a consecuencia del ataque. El crudo del Mar del Norte cotizaba a 62,64 dólares a las 06.36 GMT, un ascenso del 3,22% frente al precio de apertura, cuando se situó en 60,62 dólares.

Esta tendencia alcista revierte la brusca bajada que experimentó el Brent este miércoles al cierre, cuando perdió un 3,79% y cerró por debajo de la barrera de los 60 dólares por barril por primera vez desde enero, tras conocerse el aumento de las reservas estadounidenses en 2,2 millones de barriles la semana anterior.

Tras el nuevo repunte, el analista Nitesh Shah, director de análisis de la empresa WisdomTree, explicó que estamos presenciando “una tensión creciente por la zona del Estrecho de Ormuz, el canal crítico por el que debe viajar el grueso del petróleo de Oriente Medio”. Según el experto, los mercados “han estado centrados en los inventarios crecientes de Estados Unidos y en la amenaza a la demanda por las guerras comerciales y han estado ignorando las amenazas a los suministros”. “Claramente la continuidad de los suministros no debería darse por hecho”, añadió.

Últimas noticias