Brutal atropello durante una persecución policial

Una persecución policial en San Martín, Argentina, acaba en un brutal atropello. El vehículo, ocupado por tres jóvenes de entre 17 y 19 años, había sido robado y era perseguido por la Policía.

El coche circulaba a gran velocidad y completamente descontrolado se desvía de la carretera y atropella a una mujer y a su bebé de siete meses. La pequeña sale volando literalmente, mientras que la madre queda sobre el capó del vehículo y es arrastrada durante varios metros.

Parece inexplicable, pero las dos están sanas y salvas.

La odisea termina cuando los tres jóvenes ladrones chocan contra dos coches. Inmediatamente son detenidos por la policía, que llevaban un rato pisándoles los talones.