Contra el nazismo

Europa recuerda el Holocausto y denuncia que los judíos siguen amenazados “solo porque son judíos”

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, asegura que el continente no sería lo que es hoy “sin el pueblo judío”

Flowers are seen at the Memorial to the Murdered Jews of Europe on Holocaust Remembrance Day , in Berlin, Germany, January 27, 2022. REUTERS/Hannibal Hanschke
Flowers are seen at the Memorial to the Murdered Jews of Europe on Holocaust Remembrance Day , in Berlin, Germany, January 27, 2022. REUTERS/Hannibal HanschkeHANNIBAL HANSCHKEREUTERS

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, aseguró este jueves que los judíos siguen estando “amenazados” y recordó que “incluso son atacados en Europa solo porque son judíos”, cuando se cumplen 77 años de la liberación del campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau por los soviéticos.

En un mensaje con motivo del Día de Conmemoración de la Víctimas del Holocausto, el genocidio cometido por la Alemania nazi que acabó con la vida de entre 5 y 6 millones de judíos europeos, Michel aseguró que “Europa no sería lo que es hoy sin el pueblo judío” y que “Europa sin el pueblo judío no sería Europa”.

Sin embargo, el dirigente comunitario lamentó que, con el paso del tiempo, el Holocausto “avanza hacia convertirse en un evento histórico cada vez más distante” especialmente, dijo, para las generaciones más jóvenes, y es por ello que hizo un llamamiento a intensificar las muestras de recuerdo y de conmemoración.

“Recordar no es suficiente”

“Hoy debemos hacer más que recordar. Recordar, desafortunadamente, no es suficiente. Debemos actuar”, aseveró Michel.

En este sentido, hizo un llamamiento a “luchar” contra “los enemigos de la democracia y los valores fundamentales”, quienes, en su opinión, “se parecen a los enemigos de hace 80 años”.

“Discurso de odio, extremismo, rechazo al otro, teorías conspirativas. Se cuelan en nuestras sociedades. Se infiltran en nuestras vidas. Contaminan nuestras redes sociales”, alertó.

Aunque Michel aseguró que la Unión Europea está actuando contra estos movimientos radicales, el dirigente comunitario también manifestó que terminar con este tipo de actitudes pasa, según él, por “una lucha personal de todos y cada uno de nosotros”.

Comienza rechazando el silencio. Rechazando la aceptación. Y rechazando los pequeños pasos que conducen a la indiferencia. Porque ser indiferente al discurso de odio y a la discriminación es ser indiferente a la humanidad, indiferente a la democracia. Y esto nunca debemos serlo”, sentenció.