Internacional

Rusia

“Vamos a mandar un misil a Reino Unido”: El propagandista del Kremlin amenaza de nuevo a la OTAN

Vladimir Solovyov amenaza a Boris Johnson después de sus amenazas a la Alianza y a Unión Europea

Vladimir Solovyov, propagandista del Kremlin
Vladimir Solovyov, propagandista del KremlinLa Razónfreemarker.core.DefaultToExpression$EmptyStringAndSequenceAndHash@5ffd136d

Vladimir Solovyov, propagandista del Kremlin, volvió a la carga contra la OTAN y la Unión Europea. El ruso, ocasionalmente llamado “la voz de Putin” por sus estrechos vínculos con el presidente de Rusia, amenazó al Reino Unido con lanzar el RS-28 Sarmat -misil intercontinental- contra el territorio británico.

“Un Sarmat sería una mala noticia contra Reino Unido”, dijo el portavoz de Moscú, Vladimir Solovyov, en la televisión estatal. “Porque se han vuelto totalmente groseros”.

Rusia comenzó las pruebas de su más avanzado y devastador misil balístico intercontinental a mediados de abril. Con un alcance de 18.000 kilómetros y una masa al despegue de más de 200 toneladas, con una carga útil de alrededor de 10 toneladas.

Desde detrás de pantallas con la letra “Z”, vinculada a las tropas rusas en la invasión a Ucrania, hizo la enésima declaración contra la OTAN y Unión Europea. La semana pasada, también amenazó a Europa y a todos los países de la OTAN, preguntando si tendrían las armas suficientes para defenderse de una intervención de Rusia después de todas las armas que están enviando a Kiev.

“No habrá piedad. Esta guerra nos ha hecho ver que no solo hay que desnazificar Ucrania. La guerra contra Europa y el mundo se desarrollará de una forma más específica, lo que significa que tenemos que actuar de una manera diferente y hacerlo mucho más duro”, explicó el presentador en la televisión rusa.

Los propagandistas del Kremlin tratan de menospreciar a los países de Occidente, especialmente en programas de televisión. En otra de las polémicas declaraciones, se rieron ante una posibilidad de “acabar con una buena ciudad como Nueva York”.

“Completamente ido, con un cohete. Completamente, quiero decir completamente”, continuó, riendo. Así que es mejor que no lo hagamos. Los estadounidenses siempre temieron nuestros cohetes pesados”.