Internacional

Análisis

Isabel II, el símbolo de una nación

El experto Robert Hazell analiza para LA RAZÓN los 70 años en el trono de la reina de Reino Unido

La reina Isabel II de Gran Bretaña pronunciando un discurso en la Cámara de los Lores/Efe
La reina Isabel II de Gran Bretaña pronunciando un discurso en la Cámara de los Lores/Efelarazonfreemarker.core.DefaultToExpression$EmptyStringAndSequenceAndHash@2100e1d8

Han pasado 70 años desde que la reina Isabel II subiera al trono de Reino Unido. Siete décadas, un hito que la corona británica, en mil años de monarquía ininterrumpida, no había presenciado jamás. El experto Robert Hazell analiza para LA RAZÓN los 70 años en el trono de la reina británica

¿Está la Reina, a sus 96 años, en condiciones de celebrar el Jubileo de Platino?

Es de esperar que la Reina pueda disfrutar del Jubileo de Platino tanto como toda su gente. Pero ya es muy mayor y ha empezado a limitar sus apariciones públicas. En la inauguración del Parlamento, el 10 de mayo, estuvo representada por el príncipe Carlos; en su visita de esta semana a la Exposición de Flores de Chelsea, se desplazó en un buggy de golf

¿Cómo se recordará a la Reina Isabel cuando fallezca?

La Reina será recordada por su extraordinario y largo reinado, el más largo de la historia británica; por su gran sentido del deber público y su dedicación de por vida al servicio público; y por su impecable neutralidad, ya que siempre ha procurado mantenerse al margen de la política.

No se le permite intervenir en política, pero ¿recuerda algún acontecimiento en el que haya actuado como presidenta y haya obligado a los políticos rivales a buscar salidas a una emergencia nacional?

No hay ningún equivalente en Gran Bretaña a la actuación del Rey Juan Carlos en el golpe de 1981. La mayor emergencia nacional interna durante el reinado de la Reina fue el Conflicto en Irlanda del Norte, cuando más de 3.500 personas fueron asesinadas entre 1969 y 1988, incluyendo a su primo Lord Mountbatten, asesinado en 1979. La Reina nunca intervino en la política de Irlanda del Norte; pero en 2011 realizó una visita de Estado a la República de Irlanda, que contribuyó a normalizar aún más las relaciones entre el Reino Unido e Irlanda.

La Reina tiene ahora 96 años. ¿No debería abdicar para permitir que su hijo de 73 años le suceda?

Se dice que para la Reina la abdicación es impensable, por dos razones. La primera es el mal ejemplo de Eduardo VIII: su abdicación llevó al padre de la Reina al trono, de forma inesperada y de muy mala gana. La segunda es su declaración, en su vigésimo primer cumpleaños, de que serviría durante toda su vida, ya sea larga o corta. También se dice que considera que su juramento en la coronación le impone el deber sagrado de reinar mientras viva.

Profesor Robert Hazell, Unidad de Constitución, Escuela de Políticas Públicas, UCL