Merkel gobernará en Europa y el SPD en Alemania

Angela Merkel a la izquierda. A la derecha, de arriba a abajo y de izquierda a derecha, Peter Altmeier (Cancillería), Wolfgang Schaeuble (Finanzas), Ursula von der Leyen (Defensa), Thomas de Maiziere (Interior), Johanna Wanka (Educacion); Hermann Groehe (Sanidad), Hans-Peter Friedrich (Agricultura), Gerd Mueller (Asuntos Exteriores), Alexander Dobrindt (Transporte), Barbara Hendricks (Medio Ambiente); Sigmar Gabriel (Energía and Economia), Frank-Walter Steinmeier (Asuntos Exteriores), Andrea Nahles (Trabajo y Asuntos Sociales), Heiko Maas (Justicia), and Manuela Schwesig (Familia).
Angela Merkel a la izquierda. A la derecha, de arriba a abajo y de izquierda a derecha, Peter Altmeier (Cancillería), Wolfgang Schaeuble (Finanzas), Ursula von der Leyen (Defensa), Thomas de Maiziere (Interior), Johanna Wanka (Educacion); Hermann Groehe (Sanidad), Hans-Peter Friedrich (Agricultura), Gerd Mueller (Asuntos Exteriores), Alexander Dobrindt (Transporte), Barbara Hendricks (Medio Ambiente); Sigmar Gabriel (Energía and Economia), Frank-Walter Steinmeier (Asuntos Exteriores), Andrea Nahles (Trabajo y Asuntos Sociales), Heiko Maas (Justicia), and Manuela Schwesig (Familia).

Un día después de que las bases del Partido Socialdemócrata (SPD) respaldaran por una amplia mayoría el pacto de coalición con los conservadores (CDU/CSU), ayer se dio conocer oficialmente la composición de nuevo Gobierno alemán. Además de la Cancillería, los cristianodemócratas contarán con cinco carteras, frente a las seis del SPD y las tres de los socialcristianos bávaros. De los catorce ministerios, nueve serán ocupados por hombres y sólo cinco por mujeres. El tercer Gabinete de Merkel es una mezcla de experiencia y caras nuevas.

El reparto de carteras deja bien a las claras cómo los socialdemócratas han sabido jugar sus cartas durante las cinco semanas de negociaciones. El SPD no sólo obtiene más ministerios que la CDU, ganadora de las elecciones del 22 de septiembre, sino que ocupa carteras clave y con elevados presupuestos. El presidente del partido y artífice de las negociaciones, Sigmar Gabriel, será el nuevo vicecanciller y encabezará un súper Ministerio de Economía y Energía que tendrá en sus manos la ingente tarea de conducir la transición hacia las energías limpias tras el «apagón nuclear» de 2022. Frank-Walter Steinmeier, actual líder parlamentario del SPD, volverá a dirigir la diplomacia alemana, como ya hizo durante anterior Gran Coalición (2005-2009). Andrea Nahles, secretaria general del partido y representante de su ala izquierda, será la nueva ministra de Trabajo y Asuntos Sociales. Desde este puesto, le tocará poner en marcha la introducción del salario mínimo, la principal promesa electoral de los socialdemócratas durante la pasada campaña electoral. Como secretario de Estado, Nahles contará con Jörg Asmussen, actual representante alemán en el Banco Central Europeo (BCE).

Manuela Schwesig, figura en alza del SPD y su vicepresidenta, desempeñará la cartera de Familia, mientras que la actual tesorera del partido, Barbara Hendricks, asumirá Medio Ambiente. Finalmente, Heiko Maas abandona la política regional en Hesse para encargarse del Ministerio de Justicia y Consumo.

Entre los cinco ministros de la CDU, la principal sorpresa es el nombramiento de Ursula von der Layen, de 55 años y madre de siete hijos, como la primera mujer al frente del Ministerio de Defensa, donde sucede al desgastado Thomas de Maizière, que regresa a Interior. Merkel no ahorró alabanzas al presentar a una ministra que la ha acampañado desde que llegó al poder en 2005 y es vista como su posible sucesora. «Es un trabajo emocionante lleno de desafíos que estoy segura que dominará muy bien», glosó la canciller.

Por su parte, el veterano Wolfgang Schäuble seguirá siendo decisivo en la gestión de la crisis del euro como ministro de Finanzas. El secretario general de la CDU, Hermann Gröhe, ha sido nombrado ministro de Sanidad, mientras que Johanna Wanka repite como titular de Educación. Finalmente, la CSU contará con tres carteras en el Gabinete.

Superado el escollo de la consulta interna en el SPD y conocida la composición del nuevo Ejecutivo, los tres partidos firmarán hoy oficialmente el pacto para gobernar Alemania hasta 2017 y mañana Merkel será investida por tercera vez como canciller en el Bundestag, donde el tripartito cuenta con una arrolladora mayoría absoluta (503 de los 630 escaños). El miércoles se celebrará el primer Consejo de Ministros de la Gran Coalición, la tercera en la historia de la República Federal.