El coronavirus llega a las Casas Reales: ¿cómo se blindan ante el virus?

Las monarquías europeas se ven obligadas a modificar sus agendas para evitar el contagio del covid- 19 . Un estudiante del colegio de la princesa Leonor ha dado positivo en las últimas horas.

La expansión del virus covid- 19 continúa implacable por todo el mundo. En las últimas horas se ha conocido un positivo en el colegio Santa María de los Rosales donde estudian la princesa Leonor y la infanta Sofía. Según ha podido saber LA RAZÓN, se trata de un alumno de bachillerato, que ha sido contagiado por su padre que viajó recientemente a Italia donde contrajo el coronavirus. Se trata de un caso leve, por lo que el joven se encuentra en su domicilio y no ha sido necesaria su hospitalización. El estudiante contagiado cursa bachillerato, por lo que no coincide en las aulas con la Princesa ni la Infanta Sofía, aunque, como el resto de los alumnos, comparten zonas comunes de las instalaciones.Desde el colegio han llamado a la calma y el lunes las clases continuarán con normalidad.

Y es que cuando hablamos de Casas Reales ¿dónde terminan las tradiciones y el protocolo para dar paso a las consignas sanitarias? El caso más reciente en nuestra monarquía lo hemos visto este viernes, cuando la reina emérita Doña Sofía ha venerado la imagen del Jesús de Medinaceli en Madrid. La novedad de este año es que la imagen tenía los pies cubiertos para que nadie pudiera besarla y cumplir así las recomendaciones de las autoridades sanitarias españolas.

Quizá haya sido el hecho de haber suspendido el besapié el que haya habido mucha menos afluencia de público en la basílica que en años anteriores. La Reina ha seguido la disposición del Arzobispado de la capital de evitar besar o tocar la talla para evitar el contagio del coronavirus después de que el número de casos no pare de crecer en Madrid.

En total, la visita de Doña Sofía al Cristo no ha superado los cinco minutos y a la salida ha saludado con la mano a los fieles que rodeaban el templo pero sin acercarse a estrecharles la mano.

La salud por encima del protocolo

Otra de las monarcas más longevas de Europa, la Reina Isabel II de Inglaterra, ha protagonizado esta semana un acto atípico dentro del protocolo real británico ya que lució guantes durante una ceremonia de colocación de medallas celebrada en el Palacio de Buckingham.

Esta es la primera vez desde que se empezaron a imponer las medallas de Oficial de la Orden del Imperio Británico en 1952 en la que la monarca asiste a un evento de interior con guantes puestos.

La Reina como manda la educación, recibe generalmente con las manos desnudas a los primeros ministros, embajadores o a cualquier persona a la que haya que saludar en el Palacio de Buckingham.

Dada la avanzada edad de la Reina (93 años) este gesto no es más que la obediencia a las advertencias sanitarias británicas de evitar un contacto directo con desconocidos y poder frenar así una epidemia que no para de cobrarse vidas a nivel mundial. Y es que la monarca impone al año unas 1350 condecoraciones, además de asistir a múltiples actos al aire libre que pueden hacer peligrar su salud.

No es la primera vez que vemos a la Reina de Inglaterra con guantes en espacios cerrados, ya que esta la semana pasada también los llevaba mientras hizo una visita de cortesía a los hospitales londinenses Royal National ENT & Eastman Dental.

Los guantes de Isabel II

Los guantes de la reina británica se han convertido a lo largo de su vida en uno de sus sellos de identidad, al igual que el inseparable bolso negro o sus trajes monocordes.

Desde que el diseñador Normal Hartnell le llenase la maleta con varios pares de guantes para disfrutar de su luna de miel en América en 1947, Isabel II los ha lucido en innombrables ocasiones.

La marca favorita de la reina es la de Cornelia James, una fabricante austríaca que en 1979 obtuvo la Royal Warrant, sello que la acredita como proveedora oficial de la Reina Isabel II.

Este sello Royal es sinónimo de garantía y de pingües beneficios económicos, a la vez que una impagable fuente de publicidad (y no olvidemos que desde esta primavera Harry y Meghan, nietos de la reina, tienen prohibido usar la marca Royal en sus apariciones). De hecho, famosas como Madonna, Rihanna o Lady Gaga han acudido hasta la capital del Reino Unido para hacerse con un par de estos codiciados guantes de algodón puro.

Otras Casas Reales

Naruhito, emperador de Japón, ha tenido que cancelar un acto de gran transcendencia para él como son las celebraciones por su 60 cumpleaños. Miles de japoneses suelen trasladarse hasta el Palacio Imperial para ver al emperador y a su mujer Masako saludando al público. Sin embargo este año los festejos se han suspendido por el gran riesgo de contagio existente en el país nipón.

Lo que sigue en pie de momento es la gran ceremonia de proclamación de Akishino, hermano del emperador, como heredero del país. El evento se celebrará al contrario de en otras ocasiones, en un solo día y una cena tipo buffet

En Bélgica, los reyes Felipe y Matilde han cancelado su viaje de Estado a Italia, que se iba a celebrar a finales de este mes de marzo, a petición del mismo gobierno de la República. Sergio Mattarella, presidente del país, llamó personalmente para informar a la Casa Real belga sobre la situación La actual fase de la epidemia del coronavirus en Italia y las medidas de prevención y contención implementadas por las autoridades italianas hacen imposible cumplir con el programa de actividades de la visita de Estado”.

Esta misma semana, la Casa Real danesa ha anunciado que la princesa Mary no viajará a París, donde estaba prevista su participación en el Foro Global de Medio Ambiente de la OCDE.

El Rey sueco Carlos Gustavo suspendió esta semana una cena de gala que se iba a celebrar en el castillo real de Estocolmo por el besamanos previo y el miedo al contagio. Además, desde la Casa Real han anunciado que van a poner en marcha un protocolo para contener la infección en los actos institucionales y que en el caso de posible contagio, tanto los empleados como los mismos miembros de la Familia Real se someterían a una cuarentena.

La prensa sueca ha publicado que un niño del colegio al que acude la princesa Estelle (futura heredera al trono) ha dado positivo por la enfermedad y el colegio ha sido cerrado durante toda una semana.