Estos son los regalos más picantes para poner bajo el árbol

Esta Navidad sorprende a tus allegados regalando placer. Los juguetes sexuales pueden ser el complemento más sexy para disfrutar de las fiestas.

Imagen de un juguete sexual
Aumenta la venta de juguetes sexuales en NavidadLa RazónLa Razón

La pandemia ha afectado nuestro nivel de socialización y las relaciones sexuales en muchos casos se han visto reducidas drásticamente. Vivimos cada vez más solos y eso está repercutiendo en nuestra salud física y mental. Esta Navidad va a ser mucho más tranquila e íntima, por un lado, y por otro, la gente está cansada de recibir calcetines o corbatas como regalo, así que ¿por qué no convertir las Navidades en un momento placentero?. Cada vez es más común incluir en la wishlist juguetes sexuales y accesorios adecuados para juegos de adultos; regalar estimuladores o vibradores son detalles perfectos para la pareja, para uno mismo y para los amigos de confianza.

¿Por qué regalar algo que hasta hace poco se consideraba íntimo o incluso tabú? Los juguetes sexuales son perfectos para sentirnos más positivos, reconectar con nuestra pareja, relajarnos y olvidarnos momentáneamente de un año funesto. Además de diversión, para muchas personas las relaciones sexuales se han convertido en una válvula de escape a la difícil situación a la que nos enfrentamos.

Para muchas personas este tipo de juguetes sirve para profundizar en el conocimiento que tiene de su propio cuerpo y también para divertirse solo o en pareja. Después de todo, la salud sexual es imprescindible para nuestra salud mental y caer en la monotonía es la muerte del deseo y el sexo. Cuando las parejas son estables se cae en una rutina porque se acaban reproduciendo mecanismos consolidados por ambos, así que un vibrador, por ejemplo, puede ayudar a reavivar la pasión. Y aquí los accesorios para adultos pueden dar (y nunca mejor dicho el juego de palabras) mucho juego.

Casi tres de cada cuatro personas ha utilizado juguetes sexuales al menos una vez en sus vidas y tan solo una de cada diez dice que nunca los ha probado. Por géneros, más del ochenta por ciento de los usuarios de estos accesorios son mujeres frente a un veinte por ciento de hombres, quizá más tradicionales.

Es curioso comprobar que el porcentaje más alto de personas que admite el uso de juguetes sexuales ha reconocido que son para utilizar en su intimidad, seguido de aquellas que tienen relaciones extra-matrimoniales. Por edades, la franja se estira desde los 30 a los 50 años, es decir, hombres y mujeres experimentados que desean dar un toque picante a sus momentos de cama.

En el imaginario común, el mundo de los juguetes sexuales son los vibradores de forma fálica y la realidad es que hay todo un mundo de variables por descubrir, adaptada a los gustos personales de cada uno.

Los accesorios sexuales más populares

Los juguetes sexuales están fabricados en silicona médica, por lo que no acumulan suciedad ni bacterias y son respetuosos con la piel. La mayoría son impermeables, por lo que pueden ser utilizados bajo el agua. Además, dentro de esta lista hay productos que pueden estimular partes del cuerpo pero también complementos perfectos para garantizar experiencias explosivas para dos.

Lencería sexy. No hay nada más provocador que la autoestima. Y verse deseable cambia nuestra autoestima y comportamiento. Las sábanas o los pijamas de seda son un tópico que también ayudan a tener momentos más sensuales.

Cajas para dos. Las experiencias que se regalan en las cajas son cómodas para usar en pareja decidiendo cómo y cuándo usarla. En estos meses de pocos viajes, disfrutar de una noche en un hotel o de un placentero masaje puede ser un momento exquisito de placer.

Los anillos con mando a distancia se colocan en el miembro del hombre y son perfectos para jugar en pareja. Al igual que los vibradores, ofrecen diferentes modos de frecuencia y estimulan por igual al hombre y a la mujer.

Succionadores de última generación. Existen modelos especializados para hombres, mujeres o partes del cuerpo. Los últimos modelos se activan a través de aplicaciones de tu teléfono móvil. Dentro de este campo se encuentra el Satisfyer, uno de los aparatos que más ha revolucionado el mercado y del que todo el mundo ha oído hablar.

Juguetes eco. Cada vez tiene más importancia el cuidado del planeta y de uno mismo. El mercado está lleno de productos dispuestos a satisfacer todas las necesidades, como son los lubricantes veganos o los preservativos de caucho, ideales para personas alérgicas al látex.

Vela táctil de parpadeo. Esta vela está elaborada con ingredientes completamente naturales como la manteca de karité y el aceite de albaricoque. La cera, al derretirse, se convierte en un rico aceite de masaje.

Masajeadores. Vienen en diferentes tamaños para adaptarse a las preferencias de cada persona. Estos juguetes son silenciosos y suelen venir con diferentes velocidades para variar la diversión y el placer. Algunos modelos tienen mando, un plus picante para aquellos que quieren dejar el control a su pareja.

Los lubricantes actuales son naturales, potencian las sensaciones de frío o de calor y son perfectos para facilitar las relaciones. Algunos de estos geles tienen bases de agua o de aceite y están creados a partir de prebióticos que mantienen la flora vaginal de la mujer. Se pueden encontrar en varios formatos o con sabores tan sorprendentes como café o sandía.