Carmen Lomana ya está de vacaciones en Marbella y nos vuelve a dar una lección de estilo con este romántico vestido con estampado de tomates

Muy acorde con la velada a la que acudió

Carmen Lomana disfrutando de la noche en Marbella.
Carmen Lomana disfrutando de la noche en Marbella. FOTO: @carmen_lomana

“Deliciosa cena con variedad de tomates hasta el helado riquísimo y mi vestido con tomatitos, pura casualidad, tiene años. Estaba en Marbella esperando esta cena…”, nos comenta Carmen Lomana en su cuenta de Instagram. Y es que un año más, nuestra socialité favorita se ha ido a su querida Marbella para disfrutar de los primeros días de vacaciones y para celebrar su cumpleaños que es este lunes 1 de agosto. Pero antes de todo eso, Carmen Lomana ha disfrutado de una espectacular cena, en la que los productos naturales y de calidad eran los grandes protagonistas. Alimentos que, de hecho, salían de un huerto cercano a la mesa donde estaban comiendo, como enseñaba. “Maravillosa experiencia en el Marbella Club, una cena con tomates de todas las variedades, riquísimo. De los tomates que ya parece que nunca encuentras, que no saben a nada... Pero qué belleza, qué variedad de color y cómo estamos disfrutando aquí con varios amigos”, explicaba la socialité a través de sus Stories de Instagram. Pero si en algo nos hemos fijado nosotras es el romántico vestido que Carmen Lomana ha elegido para esta cena tan especial que además también tenía estampado de tomates. ¡Qué fantasía!

Un diseño que según nos ha chivado la propia Carmen Lomana, tiene ya unos años y es de la firma Blumarine. Lo que está claro es que ella hace tendencia todo lo que se pone y aunque la prenda ya tenga unos años, parece que sea un diseño de esta temporada. Tanto es así, que sus seguidoras de Instagram no han parado de preguntar de dónde era esta maravilla de vestido.

Una firma creada a finales de los años 70 por Anna Molinari junto a su marido Gianpaolo. Su estética romántica y plagada de estampados florales no deja lugar a dudas de cuál es su inspiración más directa. A base de patrones que transmitían ligereza y sensualidad a la vez, la mujer Blumarine es poderosa, libre y muy decidida, como Carmen Lomana.

Un diseño de manga corta, con escote en pico y una lazada, con estampado de tomates y un tejido que por la fotografía parece de seda. Una elección perfecta para una noche de verano en Marbella de cena con amigos.