• 1

Irene y Pablo confían en que sus mellizos «salgan adelante»

La portavoz de Podemos, pareja del líder de la formación, dio ayer a luz de manera prematura a Leo y Manuel en un hospital público de Madrid

  • Irene Montero y Pablo Iglesias
    Irene Montero y Pablo Iglesias

Tiempo de lectura 4 min.

04 de julio de 2018. 01:27h

Comentada
Rocío Esteban 3/7/2018

La portavoz parlamentaria de Unidos Podemos, Irene Montero, y el secretario general de la formación, Pablo Iglesias, ya son padres. Un nuevo proyecto familiar para el que llevaban tiempo preparándose, pero al que todavía le faltaban, por lo menos, 25 semanas. Ayer, a las nueve de la mañana, la diputada dio a luz de manera prematura, a los seis meses, a sus mellizos en un centro hospitalario público de la Comunidad de Madrid. Un parto que estaba previsto para finales de septiembre o principios de octubre, según confirmó la propia diputada la pasada Semana Santa, cuando anunció que estaba embarazada de aproximadamente 13 semanas.

Lo principal en estos casos de partos prematuros es asegurarse de que la salud de los neonatos y de la madre no corre ningún peligro, al tratarse de embarazos de alto riesgo. Según ha podido saber LA RAZÓN, Montero y los dos bebés, Leo y Manuel (los nombres que los progenitores eligieron para sus pequeños) se encuentran «bien» y están en observación, pese a su pronta llegada.

Aunque las fuentes consultadas no entran a valorar el estado de los bebés, más allá de recalcar que los tres están bien, ayer Pablo Iglesias confirmaba a través de las redes sociales que los niños «habían nacido mucho antes de lo esperado» y que deseaban que «salgan adelante». Asimismo, tranquilizaba a sus seguidores y amigos e informaba de que su familia se encontraba «en las mejores manos», en referencia a los profesionales de la sanidad pública. El papá de Leo y Manuel aseguró sentirse orgulloso «de la calidad de los profesionales que se encargan del más importante servicio público: cuidar».

Irene Montero no esperaba que uno de los acontecimientos más importantes de su vida llegara con tanta antelación y, de hecho, este mismo lunes se encontraba trabajando. Se supone que cogería la baja por maternidad un par de meses antes de la llegada de los bebés para descansar y prepararse para la maternidad.

Episodios muy duros

La política había estado trabajando con normalidad hasta ese día, cuando asistió por la tarde al pleno del Congreso en el que se votaba la renovación del consejo de administración de RTVE. Después del pleno en la Cámara Baja tuvo lugar un acto de Iglesias y Jean-Luc Mèlenchon en el Parque del Retiro de Madrid al que también acudió la portavoz.

Desde que ambos dieron a conocer la noticia, Irene Montero ha tenido que afrontar episodios muy duros. Fue ella la que, a través de las redes sociales, confirmó la buena nueva:«Pablo y yo hemos emprendido un camino que en los próximos meses revolverá nuestras emociones, transformará mi cuerpo y llenará nuestras vidas de belleza y algunas noches sin dormir», publicó. Por su parte, Pablo Iglesias escribió: «Me llena de felicidad imaginar que intentaré dormir a mis hijos cantándoles contigo, Irene, el poema de Goytisolo al que puso música Paco Ibáñez». Apenas un mes más tarde, llegó la polémica por el chalé en la sierra que ambos habían adquirido para criar a sus hijos, lo que les obligó a consultar entre los afiliados del partido para que decidieran su futuro al frente de Podemos. Por último, Irene tuvo que enfrentarse a la muerte de su padre el pasado 11 de junio, un gran golpe emocional para la política.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs