• 1

Los más elegantes de España

Este año Nieves Álvarez y Alfonso Bassave se coronan como los reyes del estilo patrio por encima de otros iconos como Ana Belén o Quim Guitérrez; Eugenia Silva pierde su trono.

  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España
  • Los más elegantes de España

Tiempo de lectura más de 10 min.

03 de septiembre de 2017. 21:43h

Comentada
3/9/2017

Da igual el motivo, la fiesta o la alfombra roja, Nieves Álvarez siempre acierta. Es lo que se podría llamar la invitada perfecta. Y así lo ha reconocido el jurado seleccionado por LA RAZÓN para elegir a las mujeres y hombres más elegantes de 2017.

Son los españoles con más estilo, aquellos que dejan el mejor sabor de boca y a los que muchos tienen como referencia a la hora de vestir. Ser una modelo siempre ayuda: la percha no deja de ser una manera más de ganar puntos en esta lista, pero Álvarez viene demostrando durante toda su extensa carrera que es una mujer con un estilo especial. Sabe defender como nadie tanto unos vaqueros como un traje de alta costura. Esto lo demuestra, por ejemplo, edición tras edición de los Goya, donde es una de las invitadas más esperadas y eso que su papel es «meramente decorativo», ya que nunca se ha interesado por la actuación. Su alianza con el diseñador Stephane Rolland, del que se le puede considerar musa, es una de las mejores de la moda actual y podría estar al nivel de parejas icónicas como Hubert de Givenchy y Audrey Hepburn. ¿Truco de estilista? Para nada, ella se viste sola, lo que aún añade más valor a esta posición, donde muchas veces se suelen colar aquellos que confían el gusto a otra persona (pese a que eso también nos interesa).

Nieves Álvarez. La modelo y presentadora de televisión es la quintaesencia de la elegancia española. Es imposible pillarle en un renuncio y ya sea con unos vaqueros o con una delicada creación de alta costura de su amigo Stephane Rolland, Álvarez siempre atrae todas las miradas. Por ella no pasan los años y por su estilo tampoco: siempre está a la última y, además, es de las que marca tendencia.

Ana Belén, segunda de la lista

La segunda de la lista sí es actriz y, además, la elegancia personificada. Ana Belén fue musa del gran Jesús del Pozo y ahora parece serlo también de Delpozo. En la pasada edición de los Goya (uno de los grandes termómetros de la moda de nuestro país) deslumbró a todos con una creación de Josep Font (que también aparece en esta lista) que concentraba toda la atención en el cuerpo superior del vestido. Si a esto le sumamos que también ha sido una de las grandes embajadoras de otro de los más relevantes nombres del diseño español, Sybilla, queda claro que la actriz y cantante debe tener un puesto destacado siempre en esta lista y el jurado ha querido reconocerlo.

Ana Belén. Nadie como la cantante vistió las creaciones de Jesús del Pozo, diseñador con el cual formó un tándem difícil de repetir en la historia de nuestro país. Y nadie como ella llevó un Delpozo en la gala de los Premios Goya de este año. El jurado ha tenido muy en cuenta esto a la hora de decantarse por la actriz madrileña como la segunda mujer más elegante de España.

Eugenia Silva. La modelo madrileña pierde dos plazas en esta ocasión. Si en 2016 Eugenia Silva fue la mujer mejor vestida, este año se tiene que conformar con el bronce (que tampoco está nada mal). El hecho de haber estado embarazada ha mermado su presencia en actos públicos, lo que, para bien o para mal, hace que eso le pase factura en listas como esta. Veremos qué sucede en 2018.

El podio lo cierra Eugenia Silva. Si el año pasado la modelo aparecía en lo más alto de esta lista, en esta ocasión ha cedido dos posiciones. Quizá el embarazo, que la ha hecho estar menos presente, ha influido en ello. Eso sí, sea como fuere, nadie puede negar que Silva no solo es una de las modelos que han hecho historia en España sino también una de las grandes referencias a la hora de vestir.

Juana Acosta. No solo es una buena actriz, sino que Acosta, además, es también una excelente percha. Las firmas de lujo se la rifan: todas quieren que lleve sus diseños cuando pasea por una alfombra roja. Y es que ver a Juana con tu vestido es, sin duda, todo un orgullo, además de un éxito –y fotografía– asegurados. Pocas portadas como aquellas que ha protagonizado la colombiana.

Racial como pocas y con un encanto que maravilla, Juana Acosta ocupa la cuarta plaza, seguida de una modelo reconvertida en estilista, Naty Abascal. Su cuarto y quinto puesto, respectivamente, da buena prueba que el cine de nuestro país cada vez está más volcado con el diseño y que, pasen los años que pasen, el tiempo no es una excusa para ir impecable, la madre de los hermanos Medina (uno de los cuales, Rafa, también tiene su sitio entre los hombres elegantes) lo deja bien claro.

Nati Abascal. La sevillana lo ha sido todo y, por supuesto, lo sigue siendo. Enfocada más en su labor de estilista, además de «socialité» internacional, la ex modelo continúa apareciendo como una de las más buscadas a la hora de analizar los «looks» de cualquier fiesta: sabe dar con el accesorio, el estampado o el color que convierten en único un vestido que sin su toque solo sería maravilloso.

Bibiana Fernández. Como los buenos vinos, Bibiana ha mejorado con la edad. Desde hace un tiempo vive un idilio con la moda que nos deja muy buenas instantáneas y recuerdos que hacen que suba como la espuma en listas como ésta. Pocas hay que sepan sacarle más provecho a un trozo de tela como esta chica Almodóvar. Quizá aprendió demasiado con el manchego y eso se nota.

El top ten lo cierran Bibiana Fernández, Carolina Adriana Herrera, Aitana Sánchez-Gijón, Laura Ponte y Leticia Dolera. Las tres primeras, elegantes a una manera más clásica; Ponte y Dolera, con un estilo más particular. La modelo Laura Ponte juega con elementos masculinos mientras que Dolera, uno de los emblemas del feminismo español y una de las bellezas más enigmáticas de nuestro cine, siempre quiere darle un plus a sus estilismos, ya sea apostando por moda española desconocida o por grandes casas de alta costura.

El mundo de la cultura y de la empresa cierran el top de las 15 mujeres más elegantes de nuestro país en este año. Soledad Lorenzo, que presume de vestir de Zara, es, con su melena blanca, una apuesta sobre seguro. Su estética minimalista, elegante y trabajada apasiona a todo el que la ve (y así lo ha considerado nuestro jurado). Junto con Alicia Koplowitz y Elena Ochoa forma el trío del arte en esta lista. Koplowitz y Ochoa no solo destacan por su estilo (como ha valorado nuestro jurado) sino también por su compromiso con el arte, del que además de coleccionistas son también mecenas.

Maribel Verdú es ya desde hace años una habitual en estas listas y Mayte de la Iglesia comienza a serlo. La «it-girl», bloguera y estilista supo sacar partido de su pasado como modelo internacional (ella es de las pocas que puede contar qué se siente al ser elegida por Tom Ford para participar en sus pasarelas) y, con su estilo brillante, optimista y muy particular, es el broche de oro de la lista.

Carolina Herrera. Se podría decir que de casta le viene al galgo, pero la verdad es que la hija de la diseñadora Carolina Herrera ha sabido darle un aire nuevo al estilo de la House of Herrera. Y eso se traslada también en elementos como la línea CH Carolina Herrera, todo un éxito empresarial que expone el universo de la familia al público. ¿Quién mujer con gusto no desea ser ella?

Aitana Sánchez Gijón. La actriz hispano italiana no solo es toda una señora de las tablas y de la gran pantalla de nuestro país, sino que también se trata de una de las intérpretes que más ha sabido darle actitud a un vestido. Y es que no solo vale con ponerse algo y pasear delante de los focos, hay que saber dotar de alma esa pieza y Sánchez-Gijión lo hace como nadie.

Laura Ponte. La «top model» gallega le da alma a las cosas, a todo aquello que se pone, ya salga de un mercadillo, de una tienda «low cost» o del baúl de algún familiar. Con su «poco respeto» por la moda, por esa valentía a la hora de combinar, consigue verdaderas maravillas que han hecho de Laura Ponte una de las mujeres más particulares a la hora de vestir de nuestro país.

Leticia Dolera. Lo suyo es un paso más. Cuando se viste no solo se viste, también pone algo de ella sobre esos pedazos de tela. De esta forma, tiene el éxito asegurado, ya que su implicación le ayudan mucho a ganar enteros. Esta pasión por la moda también se ve en sus trabajos: no se pierdan «Requisitos para ser una persona normal», disfrutarán mucho de su opera prima (en todos los niveles).

¿Y los hombres?

Alfonso Bassave se lleva la palma. El jurado ha valorado muy positivamente también el estilo del actor que es, sin duda, el hombre que mejor sabe vestir «ad hoc» para la ocasión en España. El también actor Quim Gutiérrez es otro de los que siempre destaca en cuestión de estilo, de ahí su segundo puesto, al que le sigue de cerca uno de los hombres más discretos de España, Josep Font, cuyo gusto por pasar desapercibido no evita que la gente se fije en él cada vez que se presentan en algún acto público. Jon Kortajarena y Manolo Blahnik completan el «top 5» de una lista de 15 hombres que cierra el actor Martiño Rivas.

Alfonso Basave El actor madrileño figuró en una posición destacada el año pasado y en esta edición se alza con la primera plaza. Se veía venir que el destino de Bassave era convertirse en el actor más elegante de España y lo ha conseguido. Da igual el color del traje o si es con o sin calcetines, él siempre acudirá perfecto. Pocos hombres en este país se manejan también como él entre trapos.

Quim Gutiñerrez. Merecidísima posición la de Gutiérrez, uno de los intérpretes que mejor saber llevar un esmoquin en España. Si tuviéramos que buscar un ejemplo internacional que estuviera a su nivel, sin lugar a dudas podríamos afirmar que él es el Ryan Gosling español. Parafraseando a Luis XIV: «La moda soy yo», eso podría decir sin rubor el joven actor español si le preguntan qué es para él la elegancia.

Josep Font. La belleza alcanza su cenit cuando Font se pone a dibujar y eso, aunque no lo parezca, también se traslada a su propio estilo. Sencillo como pocos, con un gusto limitado para los colores, el diseñador catalán que embelesa al mundo con sus poéticos vestidos de Delpozo también ha conseguido hacerse con el favor del jurado que lo sitúa como el tercer hombre más elegante de España.

Jon Kortajarena. Centrado ahora en su faceta como actor, no deja del todo la moda, aunque sea como referencia de estilo. El vasco ha tenido grandes maestros (entre ellos, el diseñador Tom Ford, del que fue muso) y se nota que aprendió bien de ellos. En sus ratos libres, que conocemos gracias a sus redes sociales, prefiere las camisetas, que luego, para las fiestas de noche, sustituye por elegantísimos trajes.

Manolo Blahnik. No solo lleva el mejor calzado, de eso no tenemos ninguna duda, sino que también es uno de los hombres más elegantes de España, dejando claro que la elegancia no es una cuestión de talla. Sus trajes cruzados y sus gafas de aire retro conforman una imagen que ya ha pasado a formar parte de la cultura pop de nuestro país. Blahnik es inimitable.

Miguel Ángel Muñoz. Hacer la transición de «UPA Dance» a la lista de elegantes de nuestro país no es un camino sencillo, pero Muñoz lo ha hecho sin apenas despeinarse. Dejó el chandal en el armario y ahora nos deleita siempre que puede con algunos de los mejores «looks» de las fiestas más exclusivas. Él ha encontrado su sitio y nosotros estamos encantados de que lo haya hecho.

Rafael Medina. Alejado de las primeras posiciones, de las que solía ser habitual en ediciones anteriores, la nueva vida en Barcelona del Duque de Feria, Rafa Medina, mucho más discreta que su anterior etapa, no ha hecho que nos olvidemos de que él es uno de los motivos por el que los hombres de nuestro país empezaron a empaparse otra vez de moda. Y eso el jurado también lo valora.

Oriol Elcacho. El «top model» ha trabajado con los mejores y eso se nota: debió tomar muy buenos apuntes de Ralph Lauren, del que ha sido imagen a nivel mundial durante años. En la actualidad, en su papel de bodeguero (posee los vinos Traca i mocador) ha conseguido trasladar su estilo también a la uva. Su belleza clásica le pone el broche de oro a todo el paquete. Imbatible.

Felipe VI. El Rey no solo ha sabido darle un nuevo aire a la Monarquía española, sino que también ha entendido que se necesita una nueva estética real para este siglo. Sin salirse de los clásicos, Don Felipe ha sido capaz de actualizar el traje de chaqueta y ha logrado que no nos resulte anacrónico verlo vestido con el frac y las condecoraciones propias de su rango. Es el Rey

del estilo.

Paco León. Controvertido como pocos y divertido como ninguno, el actor sevillano es todo un torrente de creatividad, y eso también se nota en sus opciones a la hora de presentarse delante de una cámara. Quizá haya gente que no comparta su estilo, aunque es indudable que no deja a nadie indiferente y eso, en un hombre español, es digno de poner en valor. Y así hemos hecho.

Últimas noticias