MENÚ
lunes 16 septiembre 2019
06:25
Actualizado

La asociación que preside Candel denuncia nombramientos «perversos» de la Junta

Señala a nueve cargos y ex directivos sanitarios por un delito de presunta prevariación

  • «Spiriman», junto a miembros de la asociación Justicia por la Sanidad, ayer en Granada
    «Spiriman», junto a miembros de la asociación Justicia por la Sanidad, ayer en Granada
Sevilla.

Tiempo de lectura 4 min.

10 de octubre de 2017. 21:55h

Comentada
Sevilla. 10/10/2017

Anunciaron que, pese a las interferencias, habría nuevas acciones judiciales y ayer concretaron otra. La asociación Justicia por la Sanidad (JPS), que preside el doctor Jesús Candel, más conocida como «Spiriman», presentó una denuncia contra al menos nueve cargos y ex dirigentes de la Junta por, de arranque, los presuntos delitos de prevaricación continuada y nombramientos ilegales por la designación «opaca» de responsables de la esfera sanitaria desde 2007 hasta la actualidad.

Candel explicó a las puertas del juzgado granadino en funciones de guardia, que los señalados son la ahora consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero; la titular de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio; y la consejera de Salud, Marina Álvarez. A ellas sumó al ex responsable de esa última cartera Aquilino Alonso y a los ex directores gerentes del Servicio Andaluz de Salud (SAS) Juan Carlos Castro Álvarez, José Luis Gutiérrez Pérez y José Manuel Aranda. Por último, apuntó al antiguo director general de Personal y Desarrollo Profesional del SAS Rafael Burgos y a Celia Gómez, aunque han solicitado que se añada a la lista a los posibles cooperadores o colaboradores en la comisión de los supuestos delitos anotados.

El médico defendió ante el más de medio centenar de personas que se congregó en la sede judicial de Caleta para acompañarlo que «no se puede poner en riesgo la vida de las personas». Les explicó que con la denuncia, que incluye casos registrados desde 2007, la asociación pretende que la Justicia investigue la creación de una bolsa «opaca» de la que se habría tirado para designar a altos cargos, directores o gerentes de la sanidad pública andaluza.

«Las intrigas políticas no caben en la sanidad, no se debe maltratar una organización de la que dependen» vidas, insistió el médico de Urgencias, para instar a que los malabares partidarios se restrinjan al ámbito de los partidos y del palacio de San Telmo con «sus bufones de la corte».

«Con su perverso sistema de nombramientos se han cargado el funcionamiento de la sanidad buscando siempre el rédito electoral y partidista», proclamó quien se ha erigido, con el respaldo de la calle que lo secunda en las manifestaciones que convoca, en protector de la red sanitaria pública granadina y andaluza. Desde esa posición exigió a «los mejores directores y gestores» en lugar de a «mediocres» al frente de la misma en la comunidad.

Según el discurso mediático de «Spiriman», los denunciados «se han aprovechado de su posición de supremacía o privilegio» , la que le han brindado sus puestos, para «hacer un uso torcido de sus poderes» y «aprobar normas» con un fin: conformar un sistema poco transparente que les permitiera «manipular caprichosamente los nombramientos de directivos y cargos intermedios» sanitarios saltándose los principios constitucionales de igualdad, mérito, capacidad, publicidad y seguridad jurídica. Una vía «sin amparo legal» que calificó de invento ilegal.

Tras formalizar la nueva denuncia, Candel quiso dejar claro que la manifestación convocada para el próximo domingo destinada a reclamar un decálogo de exigencias sanitarias a la Junta se mantiene. Unas palabras que fueron recibidas con gritos del tipo «Susana dimisión», en alusión a la presidenta del Gobierno andaluz. Para acabar se felicitó además de que la consejera de Salud visitara precisamente la misma jornada Granada para explicar el avance de las obras en centros hospitalarios encaminadas a la «desfusión» que la asociación reclama.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs