MENÚ
viernes 19 julio 2019
04:21
Actualizado

La “última gran zarzuela” en el Maestranza

“La Tabernera del Puerto” se representa los días 7, 9 y 10 de febrero

  • El Maestranza acogió el ensayo de la zarzuela “La Tabernera del Puerto” / Foto: Manuel Olmedo
    El Maestranza acogió el ensayo de la zarzuela “La Tabernera del Puerto” / Foto: Manuel Olmedo
Sevilla.

Tiempo de lectura 4 min.

05 de febrero de 2019. 21:03h

Comentada
R. A.  Sevilla. 5/2/2019

El Maestranza acoge los días 7, 9 y 10 de febrero la obra «La Tabernera del Puerto», de Pablo Sorozábal, con dirección musical de Oliver Díaz y dirección de escena de Mario Gas. El reparto lo conforman María José Moreno, Antonio Gandía, Ángel Ódena, Ernesto Morillo, Ruth González, Vicky Peña, Pep Molina, Ángel Ruiz y Abel García. Destaca la presencia de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla y el Coro de la A A del Teatro de la Maestranza. Se considera «la última gran zarzuela de la Historia». Su estreno, en Barcelona, en mayo de 1936, coincidió con el inicio de la Guerra Civil. El Teatro acogió el ensayo general.

Considerada “la última gran zarzuela de la Historia” porque su estreno, en Barcelona, en mayo de 1936, coincidió con el estallido de la Guerra Civil que acabó con las últimas señales de florecimiento de nuestra lírica nacional.

“La tabernera del puerto” cuenta una historia de contrabando y amor en un puerto marinero que sigue perdurando hoy por su atmósfera impresionista. Con dirección de escena de Mario Gas -su padre, el bajo Manuel Gas, la estrenó en Madrid en 1940- y musical de Óliver Díaz, al frente de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla junto a un amplio reparto que incluye a María José Moreno, Antonio Gandía, Ángel Ódena o Vicky Peña, entre otros.

En la producción participan el escenógrafo Ezio Frigerio -formado junto al gran Giorgio Strehler y colaborador de Vittorio de Sica o Bernardo Bertolucci, entre otros- y la figurinista Franca Squarciapino, Oscar de Hollywood por su vestuario para Cyrano de Bergerac en 1990 y habitual diseñadora de vestuario en producciones para el Metropolitan de Nueva York y las óperas de Viena, Zúrich o Covent Garden.

La puesta en escena subraya los aires portuarios y de ultramar, lleno de mestizajes y modernas fusiones en el contexto del relato de un romance marinero que, teatralmente, evita ser realista para subrayar sus acentos más poéticos y teñirse de un aire de leyenda. Intentando combinar la pasión teatral con la cultura popular, Mario Gas (Montevideo, 1947) ha dispuesto una puesta en escena que ayuda a los intérpretes “a contar la historia con todo el sentimiento y toda la verdad que permite el teatro”, según ha declarado. “Hemos abordado esto como si fuera un texto de teatro cantado, o una zarzuela, que es lo que es en definitiva, una música dramatizada que consta de dos partes, lo que se canta y lo que se habla y, por tanto, un género mucho más difícil que la ópera en la que solo se canta o que el teatro que solo se habla”, añadió.

En 3 actos, en La tabernera del puerto se narra una historia situada a mitad de los años 30 en un puerto imaginario –Catabreda- del norte de España y está considerada la obra maestra de Pablo Sorozábal (1897-1988) que había debutado en el género lírico en 1931 -con Katiuska- tras 12 años en Alemania donde se había granjeado prestigio como compositor y director. El “neopopularismo” que exhibe el texto -junto a una cierta influencia barojiana- se extiende a la música, llena de ecos musicales del norte de España y de ritmos americanos.

Oliver Díaz, director musical del Teatro de la Zarzuela de Madrid desde 2015, fundó la Orquesta Sinfónica Ciudad de Gijón y la Barbieri Symphony Orchestra y ha trabajado en importantes teatros de ópera como el Liceu, Real, Palau de Les Arts o Maestranza de Sevilla.

Últimas noticias