Las fiestas primaverales mantienen el tirón en la capital pese a la larga crisis

La Semana Santa y la Feria de 2013 atraen a un 1% más de viajeros que en 2012, pero con 5.100 pernoctaciones menos

La capital andaluza se prepara para los meses más difíciles desde el punto de vista turístico con la tranquilidad de haber aprobado el examen que anualmente suponen las fiestas primaverales, grandes atractivos para los visitantes durante marzo y abril. En el cómputo global, la ciudad de Sevilla hospedó a 360.639 viajeros en sus alojamientos merced a la Semana Santa y la Feria. Esto supone un crecimiento del 1% con respecto a los mismos dos meses de 2012, con el único y trascendente hándicap de haber perdido en torno a 5.100 pernoctaciones para un total de 704.285, un 0,72% menos que un año atrás. La comparativa hay que realizarla de forma bimensual porque en 2012 las dos fiestas coincidieron en abril, mientras que este año la Semana Santa cayó íntegramente en marzo.

Por este motivo, las cifras hechas públicas ayer por el Instituto Nacional de Estadística reflejan una pérdida de viajeros en el pasado mes de 6.388 (-3,2%) y una bajada de las pernoctaciones del 8,6%, en cualquier caso bastante inferior a la media nacional, que se situó en el 11%.

Con el objetivo de mantener esta dinámica durante el verano, el Ayuntamiento, a través del Consorcio de Turismo, trabaja en la elaboración de una campaña para promocionar la ciudad como destino de «escapadas cortas», especialmente por parte de viajeros que se encuentren de vacaciones en playas cercanas a la capital hispalense, como las de las provincias de Huelva y Cádiz.

Así lo avanzó el concejal deTurismo, Gregorio Serrano, que ha subrayado que el objetivo de esta campaña «no es quitarle turismo a las playas» ni convertir a Sevilla en un «destino vacacional» de verano, pero sí atraer a turistas de zonas costeras. Precisamente, ayer se supo que Andalucía ha conseguido este año un total de 96 «banderas azules» (78 en playas y 18 en puertos deportivos), tres más que en 2012, siendo Cádiz la que más acumula (26).

Málaga, la única provincia que crece en abril (2,5%)

Abril ha sido un mes negro en líneas generales para el turismo andaluz. En el global, la comunidad perdió más de 100.000 turistas. Las cifras de todas las provincias cayeron excepto en Málaga, que creció un 2,5% (de 398.488 viajeros a 408.350). Granada fue la que menos perdió (-3,22%), seguida de Sevilla (-9,7%), Córdoba (-14,55%), Almería (-14,8%), Cádiz (16,1%), Huelva (-19,92%) y Jaén (-22,5%).