MENÚ
lunes 17 junio 2019
16:30
Actualizado

Un escaño vacío lleno de significado

El PSOE mantiene su enmienda aludiendo a «recortes» a las familias y Adelante critica que «la autonomía acaba en el despacho de Abascal»

  • El escaño vacío de Susana Díaz durante todo el debate / Foto: Manuel Olmedo
    El escaño vacío de Susana Díaz durante todo el debate / Foto: Manuel Olmedo
Sevilla.

Tiempo de lectura 2 min.

12 de junio de 2019. 22:14h

Comentada
Laura Blanco Sevilla. 13/6/2019

El escaño de Susana Díaz recordó al de Rajoy durante la moción de censura. La ausencia de la líder del PSOE-A durante el debate sobre los Presupuestos, con la posibilidad tácita de que cayeran las cuentas, fue muy elocuente. «Hay quien puede perder el poder pero no la soberbia», señalaba el popular Toni Martin. El portavoz parlamentario del PSOE, Mario Jiménez, comenzó fuerte su intervención para justificar la enmienda a la totalidad registrada por los socialistas al primer Presupuesto del Gobierno andaluz, al acusar al consejero de Hacienda de «desvergüenza política» por pedir la «confianza» de los grupos tras el «sainete» y el «mercadeo» en el que ha su juicio PP y Cs han convertido la negociación con Vox de las cuentas andaluzas. Sus primeras palabras provocaron las protestas de los diputados de las dos formaciones en el Gobierno entre peticiones de Jiménez a la presidente de la Cámara, Marta Bosquet, para proseguir.

El portavoz socialista continuó denunciando el «camarote de los hermanos Marx en los que sus jefes y los de Vox de aquí y de Madrid han convertido» las negociaciones, usando a Andalucía como «moneda de cambio para el Juego de Tronos» en las negociaciones de pactos postelectorales. «Con el PSOE jamás nadie hubiera utilizado Andalucía para mercadear con los gobiernos de otros territorios», defendió. Jiménez criticó que el «Gobierno del cambio» se arrogue méritos que «tienen su origen en el anterior Ejecutivo», denunció la rebaja en las ayudas a las familias y la apertura a «privatizaciones» en el SAS y el SAE, negó que la rebaja fiscal favorezca a las rentas medias sino a los ricos, y denunció que frente a los 118.000 empleos creados en 2018, el Presupuesto contempla crear menos de la mitad en 2019, un total de 60.000. «A ese ritmo el señor Moreno Bonilla necesitará diez años para cumplir la promesa falsa que hizo a los andaluces en campaña electoral de 600.000 empleos en la legislatura», dijo. De paso enfrentó las posturas de Bravo con las del consejero de Economía, Rogelio Velasco –quien dijo en su día que tal promesa era una manera de hablar–. «O sobra usted o sobra el señor Velasco en este gobierno», alegó. «Los andaluces dijeron en las urnas que sobraban ustedes», le contestó Bravo. Adelante Andalucía criticó el ataque que supone que la «autonomía» que «acaba en el despacho de Abascal».

Últimas noticias