MENÚ
lunes 22 julio 2019
03:07
Actualizado

Vox ataca al colectivo LGTBI poniendo en entredicho las ayudas a las asociaciones

Ciudadanos registra una iniciativa para que el Parlamento condene los “actos de odio” en la manifestación del Orgullo

  • Alejandro Hernández, un instante de su intervención en la cámara andaluza / Foto: EP
    Alejandro Hernández, un instante de su intervención en la cámara andaluza / Foto: EP
Sevilla.

Tiempo de lectura 4 min.

10 de julio de 2019. 21:03h

Comentada
La Razón.  Sevilla. 11/7/2019

Dos días y dos lugares diferentes, con protagonistas parecidos y bajo una misma vinculación, la conmemoración de la fiesta del Orgullo. El primer incidente tuvo lugar en Sevilla durante la celebración de la cabalgata el pasado sábado 29 de junio. En él, varios representantes de Ciudadanos fueron rociados con pintura por algunos de los manifestantes. El otro incidente, y quizá el más sonado, fue el protagonizado en Madrid por parte de la cúpula de la formación naranja el pasado domingo con el cierre de las celebraciones del Orgullo. A este respecto, Vox, en palabras de su portavoz en el Parlamento, Alejandro Hernández, quiso manifestarse argumentando que es el momento de «plantearse» en Andalucía las ayudas a determinadas asociaciones LGTBI que lo que buscan es fomentar una «política sectaria y frentista de la realidad» y que no tienen una utilidad social. Además de condenar las «agresiones» sufridas por representantes políticos en la marcha del Orgullo, se mostró convencido de que esas agresiones no son expresivas del sentir de esas personas que tienen una «orientación sexual diferente a la orientación heterosexual».

La otra parte implicada en este delicado asunto, Ciudadanos, registró ayer una iniciativa para que el Parlamento andaluz condene los «intolerables actos de odio y violencia» sufridos en el Orgullo de Madrid, así como las declaraciones de autoridades públicas y portavoces de entidades LGTBI que «justifican» los hechos «culpabilizando a las víctimas». El portavoz parlamentario de Cs, Sergio Romero, señaló que no se puede «patrimonializar» este movimiento y defendió que se rechace y condene toda violencia, a la vez que opinó que si algún partido del Parlamento de Andalucía recrimina esta iniciativa «igual es que está legitimando la violencia».

Por su parte, el portavoz de Vox incluso indicó que este es un asunto que habrá que abordar en Andalucía principalmente de cara a los presupuestos de la comunidad para 2020 y recordó que en el acuerdo presupuestario suscrito entre las formaciones de Partido Popular andaluz, Ciudadanos y Vox para este ejercicio y el próximo incluía, como uno de los aspectos, incidir «en la utilidad social de las asociaciones que reciben ayudas» y que «subvencionar a asociaciones que se dedican a agredir a representantes públicos, nos parece poco afortunado», dijo el portavoz de Vox.

En respuesta a estas declaraciones realizadas por el portavoz de Vox sobre las subvenciones, Romero garantizó que la Consejería de Igualdad, dirigida por su formación, no va a dar «ni un paso atrás» en la defensa de los derechos conseguidos. Sin embargo, indicó que otra cosa es que hasta ahora los gobiernos socialistas tuvieran «preferencias o afinidad» con ciertos colectivos por «intereses partidistas». Siempre que el objetivo de las asociaciones sea «limpio» y «neutro» nunca se va a recortar, garantizó Romero.

Las reacciones no se hicieron esperar. Representantes de las formaciones que ocupan la bancada del Parlamento quisieron dar su opinión al respecto. El dirigente popular José Antonio Nieto explicó que en el Presupuesto andaluz de 2019 «ningún colectivo se siente excluido» y se mostró convencido de que en el del próximo año «tampoco lo habrá», al tiempo que defendió que «tenemos que conseguir que el dinero de los andaluces sirva para proteger los derechos que la sociedad entiende que merecen protección y que no sea usado de otra manera».

En contraste, la secretaria general del PSOE andaluz, Susana Díaz, vinculó la pretensión de Vox de que se replanteen las ayudas a entidades del colectivo LGTBI con el «numerito» protagonizado por Ciudadanos en la manifestación del Orgullo en Madrid. Y añadió que «le ha hecho el juego a la extrema derecha para que se descuelgue Vox diciendo: ‘pues ya sabéis donde hay que recortar, en las organizaciones que defienden los derechos humanos de las personas al margen de su orientación sexual'», señaló Díaz en una entrevista en Onda Cero. Por último, el grupo parlamentario Adelante Andalucía, de la mano de su portavoz Inmaculada Nieto, defendió ayer, en relación a lo sucedido con los representantes de Cs, que el Parlamento andaluz no se puede convertir en «un altavoz de esos delirios» que, a su entender, «carecen de razón en lo político, lo moral y lo policial».

En otro orden de cosas y en relación a la aprobación de los Presupuestos, el portavoz de Cs resaltó «la semana histórica» que se va a vivir en Andalucía con la aprobación de los Presupuestos de 2019, los primeros de PP y Cs en el Ejecutivo autonómico, porque incorporan enmiendas de todos los grupos por valor de 4,2 millones de euros. Y concluyó diciendo que «todo chiringuito, toda entidad, todo ente instrumental y todo organismo que sobre se va a cerrar en Andalucía».

Últimas noticias