MENÚ
viernes 18 octubre 2019
16:20
Actualizado

Fernández Mañueco a Sánchez: «Castilla y León no tolerará la indiferencia ni el chantaje»

EL presidente regional del PP pone a la Comunidad como «ejemplo del buen trabajo en beneficio de la gente»

  • El presidente del PP, Pablo Casado, y el presidente del PP de Castilla y León y de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, clausuran un acto del PP en Ávila, en el que también participa la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso
    El presidente del PP, Pablo Casado, y el presidente del PP de Castilla y León y de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, clausuran un acto del PP en Ávila, en el que también participa la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso /

    Ricardo Muñoz/Ical

Ávila.

Tiempo de lectura 2 min.

01 de septiembre de 2019. 20:59h

Comentada
Marcos Contreras.  Ávila. 2/9/2019

«Castilla y León y sus ciudadanos no tolerarán la pasividad, la indiferencia ni el chantaje». Así se lo advirtió el presidente del PP en la Comunidad, Alfonso Fernández Mañueco, a Pedro Sánchez durante un acto público en Ávila de apertura del curso político junto al presidente del partido, Pablo Casado. Allí, reiteró al Gobierno la petición de una nueva financiación autonómica y del final del «bloqueo» político que vive España actualmente.

«Sin un nuevo Gobierno no hay presupuesto y no hay una nueva financiación autonómica», incidió Fernández Mañueco, quien consideró que Sánchez se encuentra «muy cómodo viviendo de prestado en La Moncloa», aunque eso supone «una asfixia política y parálisis de gestión provocada por el capricho y la incompetencia de Pedro Sánchez, acompañado a la guitarra por Pablo Iglesias», declaró.

El presidente autonómico del elogió también los «excelentes» servicios públicos con los que cuenta Castilla y León, que «no se corresponden con la financiación que llega del Estado» ni con el bienestar que «merecen y necesitan» los castellanos y leoneses.

Tras recordar que hace unos días escribió una carta a Pedro Sánchez a la que reconoció no esperar respuesta, garantizó que la Comunidad será «una referencia para España» porque tiene claro «qué hay que hacer y cómo hay que hacerlo». Por ello, el presidente de los populares de Castilla y León pidió a todos los cargos del partido «responsabilidad y resultados» porque recordó que «es lo que exige la gente».

El objetivo final, dijo, es «ser un ejemplo de resultados en beneficio de la gente» además de ser el Gobierno «transformador que defendemos». De esta forma, el PP dio comienzo al curso político «con la ilusión y la responsabilidad que tenemos por delante» pero también con las «alas» que da un Gobierno «basado en el diálogo, centrado en las personas, la bajada de impuestos, preocupado por la creación de empleo y sobre todo con la solidaridad que da la garantía de los servicios públicos», añadió.

Por su parte, el presidente de la formación, Pablo Casado, aseveró que «Castilla y León encarna el proyecto nacional del Partido Popular que se basa en servir a los españoles».

En este sentido, hizo referencia al acuerdo alcanzado por el PP en la Comunidad y otras autonomías como Madrid para gobernar, destacando la «prudencia, empuje, responsabilidad, ambición y sobre todo la capacidad de diálogo» de Alfonso Fernández Mañueco que va a permitir que «una vez más nuestra tierra esté a la altura de las circunstancias».

Es más, Casado destacó la importancia de estos acuerdos que han permitido que Castilla y León y Madrid continúen bajo gobiernos del PP «para mejorar en las cuestiones de transporte, Educación, atención sanitaria y medio ambientales» desde la «moderación y el centro».

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs